Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Costa subraya su "compromiso de máxima lealtad" con De Sousa tras su victoria en Portugal

El primer ministro de Portugal, Antonio Costa, ha subrayado este domingo su "compromiso de máxima lealtad" con Marcelo Rebelo de Sousa, quien se ha impuesto este domingo en las elecciones presidenciales disputadas en el país.
En sus declaraciones, Costa ha prometido "plena cooperación institucional" con el próximo mandatario, agregando que los comicios han servido para "dejar claro que los portugueses rechazan claramente las candidaturas populistas que se presentaban como antisistema".
Asimismo, ha dicho que se trata de "una señal de saludable confianza", abogando por "encontrar respuestas a las ansiedades, disgustos y problemas por resolver dentro de un cuadro democrático", según ha informado el local 'Diário de Noticias'.
De Sousa, que ha obtenido un 52 por ciento de los votos, se ha impuesto así al socialista António Sampaio (22,7 por ciento) y a la candidata del Bloque de Izquierda, Marisa Matias (10,1 por ciento). Muy por detrás quedan Maria de Belém (4,24 por ciento) y Edgar Silva (3,91 por ciento).
El ya presidente electo ha prometido "unir lo que las coyunturas han dividido" ante la época de "incertidumbre y desafío" que afronta el país. "Un país como el nuestro, que sale de una crisis económica y social profunda, no se puede permitir el lujo de desperdiciar energías", ha afirmado.
De Sousa tomará posesión como 20º presidente de Portugal el 9 de marzo sustituyendo a Aníbal Cavaco Silva, a quien ha saludado en su discurso de victoria. También ha mencionado a otros antecesores como Ramalho Eanes, Jorge Sampaio y Mário Soares, quienes "han servido al interés nacional".
El futuro presidente deberá coexistir con un Gobierno de izquierdas liderado por el Partido Socialista (PS) y respaldado por comunistas y Bloque de Izquierda. Este Ejecutivo llegó al poder en noviembre de 2015 tras tumbar en el Parlamento a la coalición que encabezaba Pedro Passos Coelho, del Partido Social Demócrata (PSD).