Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Dejan morir de hambre a su bebé por su adicción a un juego de ordenador

La pareja pasaba las horas muertas en un café de Seúl jugando al juego "Prius online" en el que, paradójicamente, jugaban a cuidar a un bebé. De este modo se sentían liberados de su culpa por no cuidar a su propio hijo.
Un portavoz de la policía asegura que el bebé parecía momificado cuando lo encontraron. "Encontramos al bebé bajo una colcha y estaba terriblemente delgado, como una momia", ha declarado una portavoz de la policía.
El bebé, que nació prematuro, pesó 2,250 kilos al nacer y, tres meses después sólo pesaba dos kilos y medio. La pareja sólo lo alimentaba una vez al día. La policía encontró restos de leche agria en su domicilio que debía llevar mucho tiempo abierta.
La pareja, un hombre de 41 y una mujer de 25, se conocieron en un chat de internet. Ninguno de los dos tenía ingresos y, según apunta la policía,  pasaban horas jugando  para escapar de la realidad, hasta 12 horas al día. La pareja escapó cuando la policía ordenó la autopsia del bebé y el padre ha sido detenidos cinco meses después.   
Un problema muy habitual
En Corea son muchas las personas que tienen adicción a los juegos de ordenador lo cual crea problemas mentales que según muchos expertos son similares a los que produce la adicción a la cocaína. El 30% de los jóvenes coreanos corren riesgo de ser adictos y algunos han muerto después de pasar horas y horas frente a la pantalla del monitor. Tanto es así, que el gobierno decidió crear centros de rehabilitación para web-adictos.
LA