Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Desmayo en la Guardia Real

Era un día perfecto para pasarlo en la playa. Desde luego no para permanecer de pie a pleno sol e inmóvil con un sombrero de piel de oso en la cabeza. Así que en pleno ensayo general, un guardia de la Casa Real Británica se desmayó ante el intenso calor que caía.
La tradición manda que los guardias no pueden mover la cabeza ni los ojos durante un desfile. Por ello los soldados no pudieron socorrer a su compañero caído en el suelo, según publica el diario Daily Mail.
El Ministerio de Defensa ha explicado que el guarda se ha recuperado totalmente. EBP