Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Un tribunal de EEUU condena a Samsung a pagar 800 millones de euros a Apple por violar sus patentes

La firma tecnológica surcoreana deja claro que recurrirá la decisión y lamenta la "pérdida" que sufre el consumidor americano
Un tribunal estadounidense ha condenado al fabricante tecnológico surcoreano Samsung al pago de 1.000 millones de dólares (800 millones de euros) en concepto de daños a la compañía norteamericana Apple por haber violado sus patentes en tres innovaciones de sus productos estrella, el terminal móvil Iphone, la tableta Ipad y el reproductor Ipod Touch, ha informado la cadena de televisión CNN.
El jurado del tribunal ha considerado que la firma surcoreana es culpable de infringir "de manera deliberada" varias de las patentes de Apple en sus dispositivos de tecnologías móviles. Samsung ha anunciado horas después en un comunicado que recurrirá el fallo.
En concreto, ha asegurado que actuará "de inmediato" para que el tribunal rectifique su decisión. "Si no lo logramos, recurriremos la decisión al tribunal de apelaciones", ha adelantado. En su veredicto, el jurado no recomienda que Samsung reciba compesación económica alguna por las patentes que había denunciado que le había copiado la compañía Apple.
"Esta es una gran victoria para Apple", ha afirmado el profesor de Derecho de la Universidad de Stanford Mark Lemley, tras conocer la decisión del jurado. En un correo electrónico enviado a la CNN, este experto ha incidido en que la decisión del tribunal "es suficientemente importante" como para ser considerado "el mayor veredicto de la historia de las patentes vigentes".
Tras el fallo del tribunal, el valor de la compañía de Sillicon Valley ha aumentado en doce dólares por acción, hasta alcanzar los 675 dólares por participación en el mercado de valores. Samsung ha subrayado que el veredicto debería ser interpretado como "una pérdida para el consumidor americano".