Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Encadena a su hijo de ocho años a un poste y lo pone en venta

Un padre chino ha realizado una versión moderna de una subasta de esclavos después de encadenar a su hijo a un poste. El hombre puso precio a su hijo, de ocho años, para que se lo llevara el mejor postor. Al principio, reunió curiosos; después gente indignada, que atacó furiosa al padre.
En una calle céntrica de la ciudad china de Wuchang, un padre anónimo ató a su hijo de ocho años a un poste y, al lado, puso un cartel con el nombre, la edad y el precio del niño.
La gente, al pasar ante tal espectáculo, se congregaba curiosa. Después, cuando se dieron cuenta de que no se trataba de un show, sino de una versión moderna de subasta de esclavos, algunos reunidos comenzaron a hacer preguntas acerca de si el chico era buen trabajador, fuerte o saludable. Los comentarios levantaron ampollas entre la multitud, y desencadenó una gran pelea en la que el peor parado era el padre del chico y que sólo terminó cuando la policía se personó para arrestar al hombre.
El niño se encuentra actualmente con su abuelo, y el padre, que ha declarado a la policía que no gana suficiente dinero como para mantener a su hijo, está siendo investigado. IM
FOTOS: IBERPRESS