Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Erdogan reconoce que ha habido más de 40 detenidos por la presunta trama golpista

El primer ministro de Turquía, Recep Tayyip Erdogan, ha afirmado en una rueda de prensa en Madrid con el presidente del Gobierno, Jose Luis Rodríguez Zapatero, que las fuerzas de seguridad de su país han llevado a cabo en las últimas horas más de 40 detenciones de personas que estarían vinculadas a la trama de un supuesto golpe de estado. En su visita a Madrid, Erdogan ha denunciado las trabas que le ponen a Ankara para entrar en la UE y ha asegurado qie su país no será una "carga" para los Veintisiete sino un "puente" con el mundo islámico.
"Hoy, nuestras fuerzas de seguridad han iniciado un proceso de detenciones. Hasta el momento, el número de detenidos es de más de 40", ha dicho Erdogan.
Entre los cinco altos militares arrestados por su presunta participación en el presunto golpe, están el antiguo comandante de las Fuerzas Aéreas Ibrahim Firtina; el de la Fuerza Naval Ízden Írnek y el del Primer Ejército de Tierra Ergin Saygun.
Estos nombres guardarían relación con la supuesta red de ideología ultranacionalista que pretendía sembrar el caos en Turquía con atentados y asesinatos políticos para así justificar una intervención militar contra el gobierno islamista moderado de Erdogan.
El supuesto plan de golpe de estado se forjó en 2003 bajo el nombre del clave de "Baly÷z" (Mazo).
El mandatario turco no ha dado más detalles sobre la operación policial llevada a cabo hoy al subrayar que el caso está "en manos del juez".
El primer ministro turco se encuentra de visita oficial en España, donde ha manifestado su confianza en el apoyo de la Presidencia española de turno de la Unión Europea (UE) para acelerar las negociaciones de la entrada de Turquía en la UE.
"Prevemos que habrá un aceleramiento de las negociaciones durante la Presidencia de España" en el primer semestre de 2010, dijo Erdogan en un desayuno informativo celebrado en Madrid, unas horas antes de reunirse con el presidente del Gobierno español, José Luis Rodríguez Zapatero, a quien describió como un "amigo".
Al mismo tiempo, ha denunciado que a Ankara se le están cambiando "las reglas del juego con el partido empezado" en su proceso de adhesión. "Nuestro objetivo es la integración como miembro de pleno derecho" de la UE, insistió Erdogan durante un desayuno organizado por el Foro Nueva Economía, asegurando que Turquía "no puede aceptar otra opción". La entrada de su país es, a su juicio, una "obligación" para los Veintisiete teniendo en cuenta que el país lleva 50 años esperando "a las puertas".
Según Erdogan, Turquía "está más avanzado que algunos países miembro" y "no será una carga" sino que "servirá de puente con el mundo islámico de 1.600 millones de habitantes".
Por otra parte, Erdogan ha aprovechado su visita a Madrid para ofrecer a grupos y constructoras españolas que se impliquen en el desarrollo del plan de infraestructuras de 350.000 millones de dólares (unos 260.000 millones de euros) que prevé desarrollar el país hasta el horizonte de 2023, informó hoy el Consejo Superior de Cámaras de Comercio.
De visita oficial en España
El plan abarca la construcción de ferrocarriles, carreteras, puertos y aeropuertos, además de la ejecución de una docena de autopistas. IM