Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Evo Morales insta a esperar con "serenidad" los resultados "finales"

El presidente de Bolivia, Evo Morales, ha instado a la ciudadanía a esperar "con mucha serenidad" los resultados "finales" del referéndum constitucional y aún confía en dar la vuelta a los datos gracias a las zonas rurales, "anti imperialistas".
Los bolivianos estaban llamados el domingo a las urnas para decidir si Morales podía presentarse a un nuevo mandato y seguir en el poder hasta 2025. Con el 76,8 por ciento escrutado, el 'no' se impone con el 55,4 por ciento de los votos, si bien el Gobierno ha hablado incluso de "empate técnico".
"Debemos esperar los resultados finales con mucha serenidad", ha emplazado Morales en su primera reacción tras conocer los resultados. En este sentido, ha recordado remontadas del Movimiento al Socialismo (MAS) en pasadas elecciones y ha asegurado que en algunos municipios rurales el "voto anti imperialista" ha logrado "más del 90 por ciento".
A la espera del escrutinio de los "compañeros del campo", Morales ha criticado que haya personas "desesperadas" que ya están "festejando" y que, si finalmente se dan la vuelta a los resultados, denunciarán "fraude". "Nunca nos hemos desesperado", ha dicho el mandatario, "optimista" de cara a las próximas horas.
No obstante, ha aclarado que "gane lo que gane se respeta" porque en eso consiste la "democracia". "Siempre hemos respetado la democracia", ha subrayado en su comparecencia ante los medios, en la que ha evitado valorar cuál sería el futuro del partido oficialista en caso de triunfo del 'no'.
"GUERRA" CONTRA EVO
Morales ha aprovechado su comparecencia para denunciar una "guerra sucia" contra él, tanto por parte de "grupos de la derecha" como de medios de comunicación internacionales. Algunos grupos, ha añadido, han considerado que "este es el mejor momento para tumbar a Evo".
El presidente también ha cuestionado el papel de las redes sociales y ha aludido a su creciente popularidad, que lleva a "tumbar gobiernos" en algunos países.