Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Finaliza la primera ronda de conversaciones entre el Gobierno y el opositor PTI

La primera ronda de las conversaciones entre el Gobierno de Pakistán y el partido Pakistan Tehreek-e-Insaf (PTI) para intentar poner fin a la crisis política que atraviesa el país ha concluido en la noche del miércoles con un acuerdo para poner fin a la inestabilidad a través del diálogo.
Los líderes del PTI han presentado un total de seis demandas al comité negociador gubernamental, que las comunicará al primer ministro, Nawaz Sharif, durante la jornada de este jueves, según ha informado la cadena de televisión paquistaní Geo TV.
Entre estas demandas están la renuncia de Sharif y del primer ministro de la provincia de Punyab, la realización de una auditoría sobre los gastos del Gobierno durante los últimos catorce meses, y llevar a los responsables del presunto fraude electoral en los comicios de 2013 ante la justicia.
Asimismo, la formación opositora ha reclamado la introducción de reformas electorales antes de la celebración de nuevos comicios, la repetición de las elecciones para todas las asambleas y el nombramiento de un Gobierno interino antes de que estas se celebren.
En base a las informaciones facilitadas por el diario paquistaní 'Dawn', Sharif comparecerá durante la jornada de este jueves ante el Parlamento, sin que por el momento se tengan noticias del contenido de su discurso.
El líder del PTI, Imran Jan, accedió a última hora del miércoles a negociar con el Gobierno tras varias jornadas de manifestaciones, en las que la principal petición ha sido la renuncia de Sharif y la convocatoria de nuevas elecciones supervisadas por un Ejecutivo interino.
Por otra parte, representantes de Pakistan Awami Tehreek (PAT), que lidera el clérigo opositor Tahir ul Qadri, se han reunido con negociadores del Gobierno en un intento por acabar con la crisis a la que se ha visto abocado el Ejecutivo por la confluencia de las protestas de estos dos grupos opositores.
El Gobierno había enviado horas antes a una delegación para reunirse con Qadri, quien ha participado en una protesta de sus seguidores también frente al Parlamento.