Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

La Fiscalía ordena liberar al exsecuestrado Sigifredo López por falta de pruebas

El fiscal General de Colombia, Eduardo Montelagre, ordenó el martes liberar al exsecuestrado Sigifredo López tras considerar que no había pruebas suficientes para sustentar la acusación de sus supuestos vínculos con la guerrilla de las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia (FARC).
López, quien se encontraba bajo arresto domiciliario, había sido acusado de ser cómplice de las FARC en su propio secuestro y el de otros once legisladores del departamento de Valle de Cauca (suroeste) ocurrido en abril de 2002. Todos sus compañeros fueron asesinados en cautiverio cinco años más tarde.
La detención del exdiputado se produjo hace tres meses cuando salió a la luz un vídeo en el que aparecía parcialmente el rostro de una persona dando instrucciones de cómo atacar la Asamblea de Valle del Cauca para perpetrar el secuestro en 2002. La parte acusadora afirmaba que la voz del hombre así como la silueta tienen un gran parecido a López.
El vídeo fue considerado la "prueba reina" de la acusación, pero los argumentos comenzaron a disolverse cuando el FBI descartó hace dos meses que el hombre que aparece en las imágenes sea López.
"Esta investigación jamás debió iniciarse. No puede seguir ocurriendo en Colombia que se captura a la gente para luego investigarla", ha expresado el exlegislador en declaraciones a los medios.
El fiscal Montealegre ha explicado que los tres exguerrilleros presos que declararon como testigos "faltaron a la verdad" y serán investigados por haber mentido a la justicia, sin embargo, ha dejado claro que cuando fue detenido López "existían cuatro testimonios en su contra y en ese momento la Fiscalía no tenía motivos para dudar de su veracidad". La justicia "fue engañada", ha aseverado en entrevista al diario 'El Tiempo'.
"He recuperado la libertad, pero falta que me devuelvan la honra", ha expresado por su parte López, al criticar el "periodismo amarrillista" de algunos medios locales que llegaron a acusarle públicamente de ser un cómplice de la guerrilla.
Las FARC liberaron a López en febrero de 2009, tras siete años de cautiverio, mediante un operativo especial encabezado por la exsenadora Piedad Córdoba, el Comité Internacional de la Cruz Roja (CICR) y el Gobierno de Brasil.