Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Francia debate el seguimiento de los delincuentes sexuales

El pedófilo está siendo juzgado por el secuestro y violación de un menor de 15 años.telecinco.es
El Tribunal de lo Criminal de Douai (norte de Francia) ha abierto el juicio por secuestro y violación de un niño de 5 años contra Francis Evrard, un pederasta reincidente que escribió al presidente francés, Nicolas, Sarkozy, para pedirle que le castraran físicamente. El caso por el que se le juzga ahora ocurrió en Roubaix (noreste) en agosto de 2007, tan solo unos días después de que el acusado abandonara la cárcel tras haber pasado en ella casi 30 años por delitos similares.
Evrard, de 63 años, está imputado por el secuestro durante varias horas del pequeño Enis, al que drogó para abusar de él antes de ser localizado y detenido por la policía.
Los expertos y psiquiatras que le han examinado aseguran que se trata de un hombre que presenta "graves anomalías" y que es "socialmente peligroso". Todos coincidieron al calificar su personalidad de "perversa" y al asegurar que es consciente de sus actos y no tiene ningún sentimiento de culpabilidad, según publican los diarios franceses.
El caso del pequeño Enis creó una gran conmoción en Francia ya que el acusado había sido condenado por abuso de menores en varias ocasiones y había pasado 30 años de su vida encarcelado por este motivo. El proceso a Francisc Evrad podría cambiar las condiciones de seguimiento de los delincuentes sexuales en Francia. Cuando salió de prisión, el acusado estaba bajo el régimen de "vigilancia judicial". Iba a seguir un tratamiento psicológico y hormonal. Pero debido al atasco de la justicia, el tratamiento iba a empezar el 24 de agosto, seis días después de la violación de Enis.
El escándalo se agravó al saberse que, cuando fue detenido, Evrard tenía en su poder una caja de "viagra" contra la impotencia sexual que le había recetado un médico de prisión, quien alegó posteriormente que le hizo la receta porque desconocía el historial del detenido.
Pide la castración física
En una carta dirigida a Nicolas Sarkozy, Evrad ha dado un "golpe mediático" pidiendo la "castración física" que supone la ablación de los testículos mediante cirugía. En una entrevista en el periódico Le Figaro, la ministra del Interior, Michèle Alliot-Marie, afirmó que la cuestión de la castración física "puede proponerse y deber ser debatida en el Parlamento". Actualmente, la práctica, considerada una mutilación, no está autorizada en Francia. Sólo la castración "química" es legal. Como lo resume el abogado de la familia de las víctimas, la cuestión clave en este proceso será "¿qué podemos hacer con Evrad?".
 
Proyecto de ley 'anti-reincidencia'
El juicio a Evrad toma además una nueva dimensión después de la muerte de Marie-Christine Hodeau, encontrada estrangulada y violada el 28 de septiembre. Su asesino parece ser igualmente un reincidente. Tras este drama, el Gobierno ha presentado un proyecto de ley "anti-reincidencia" en la Asamblea Nacional que incluye una enmienda destinada a hacer "obigatoria" la castración química, señala Le Monde.