Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

El Gobierno británico descarta una nueva votación en el Parlamento sobre la intervención en Siria

El Gobierno de David Cameron descarta someter a una nueva votación en el Parlamento británico una eventual participación del país en la operación militar que Estados Unidos se dispone a lanzar contra Siria en represalia por el ataque químico del 21 de agosto tras el varapalo de la semana pasada.
Durante el fin de semana, habían surgido algunas voces favorables a una nueva votación que no deje a Londres al margen de la intervención militar, pero el portavoz de Cameron ha dado por cerrado este lunes el asunto: "el Parlamento ha hablado. El Gobierno no tiene ningún otro plan para volver al Parlamento".
"En respuesta al uso de armas químicas, el Gobierno defendió una respuesta férrea. Presentó ante la Cámara (de los Comunes) el documento del comité de inteligencia conjunto. El Gobierno defendió su caso y el Parlamento expresó su punto de vista (...) dejó claro su voluntad de que no haya una implicación británica en una acción militar y nosotros lo respetaremos", ha añadido.
Asimismo, según informa 'The Guardian', ha dado a entender que no se emplearán bases británicas en ningún eventual ataque, si bien no se tomará una decisión firme al respecto hasta que el Congreso estadounidense debata la propuesta del presidente Barack Obama de intervenir en Siria la próxima semana.
CLEGG RESPONSABILIZA A MILIBAND
Entretanto, el viceprimer ministro, Nick Clegg, ha responsabilizado al líder laborista, Ed Miliband, del rechazo del Parlamento a una intervención militar y le ha acusado de buscar "ganar rédito partidista" con ello.
Asimismo, ha dejado claro que tampoco "prevé ninguna circunstancia en la que volvamos una vez más al Parlamento para hablar de la misma cuestión y del mismo tema" dado que los diputados fueron "muy claros" con su votación del jueves. "No podemos y preguntar una y otra vez la misma pregunta", ha insistido.