Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

El Gobierno italiano descarta que las italianas secuestradas en Siria estén en manos del Estado Islámico

El Gobierno italiano ha descartado que Vanessa Marzullo y Greta Ramelli, las dos jóvenes voluntarias italianas que fueron secuestradas en Siria a finales de julio, estén en manos de milicianos del Estado Islámico.
El ministro de Exteriores, Mario Giro, ha desmentido los rumores sobre que las dos voluntarias estaban en manos de combatientes del grupo islamista, publicados por el diario 'The Guardian', que aseguró que las jóvenes se encontraban cerca de Alepo.
Además, ha instado a los medios y a la población a "mantener la máxima cautela" ante esta cuestión, haciendo referencia a una noticia en un medio árabe que aseguraba que las jóvenes "están bien", según ha informado el diario italiano 'La Repubblica'.
En la actualidad una veintena de extranjeros continúan secuestrados por los milicianos del Estado Islámico, en su mayoría periodistas, fotógrafos o trabajadores humanitarios, unas acciones que constituyen uno de los principales ingresos de la organización.
Marzullo y Ramelli, de 21 y 20 años de edad, estaban en Alepo cuando desaparecieron a finales de julio, aunque la noticia se dio a conocer una semana después. Las jóvenes se encontraban en Siria participando en un proyecto humanitario que habían ayudado a fundar.