Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

La ISAF aplaude la firma del acuerdo que permitirá que las tropas internacionales sigan en Afganistán

La Fuerza Internacional de Asistencia a la Seguridad en Afganistán (ISAF) ha aplaudido la firma este martes en Afganistán de los acuerdos que aseguran la continuidad de las tropas internacionales en suelo afgano y que aclaran el estatus de las fuerzas de la Alianza presentes en el país.
"Estos acuerdos dan el marco legal al compromiso sobre el terreno de Estados Unidos, la OTAN y sus aliados para continuar entrenando, asesorando y asistiendo a las fuerzas de seguridad afganas", ha indicado el comandante de la ISAF, Johan F. Campbell.
Así, ha recalcado que "estos acuerdos son una muestra clara del compromiso en el apoyo a la seguridad y la estabilidad de Afganistán", según ha informado la agencia afgana de noticias Jaama Press.
Las palabras de la ISAF han llegado horas después de que el secretario general de la OTAN, Anders Fogh Rasmussen, afirmara que la firma de dichos acuerdos "abre un nuevo capítulo de cooperación entre la OTAN, nuestros socios y las fuerzas de seguridad afganas".
El primero de los convenios suscritos por el Gobierno afgano es el Acuerdo Bilateral de Seguridad con Estados Unidos, que asegura la continuidad de las tropas norteamericanas y de otros países más allá de 2014. El segundo acuerdo "proporciona la base legal" para la nueva misión de entrenamiento, asesoramiento y asistencia, según ha explicado Rasmussen.
"Supone que la nueva misión de la OTAN, llamada 'Resolute Support' (Apoyo Decidido en inglés) podrá arrancar el 1 de enero de 2015, como estaba previsto", ha añadido el secretario general.
El jefe de los aliados también ha recordado el compromiso de la OTAN de ayudar a financiar las fuerzas de seguridad afganas hasta 2017, ayudar al país a reforzar las instituciones y a avanzar en la cooperación política y práctica en el marco de una asociación duradera.
Finalmente, Rasmussen ha felicitado al nuevo presidente, Ashraf Ghani, y al primer ministro, Abdulá Abdulá, que asumieron sus cargos el martes. "Estaremos a su lado y al lado del pueblo afgano para un Afganinstán seguro, estable y próspero", ha concluido.