Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Indígenas impiden la reparación de un gasoducto en el este de Colombia

Indígenas U'wa y Motilón Barí han impedido que el personal de Ecopetrol repare un gasoducto de la planta de gas Gibraltar, en el departamento de Norte de Santander, en el este de Colombia, y mantienen retenidos a 20 empleados.
La estatal Ecopetrol ha pedido a los indígenas que permitan la evacuación de los trabajadores de empresas contratistas que mantienen retenidos unos 200 miembros de las comunidades originarias, ha informado el diario 'El Tiempo' en su edición digital.
El bloqueo se inició el 30 de mayo, cuando los indígenas impidieron el acceso de nuevo personal y equipos por tierra o aire. Varios de los empleados llevan ya un mes en las instalaciones sin poder ver a sus familias y padecen problemas de salud.
Además, la estatal petrolera ha informado de que los indígenas impiden además las labores del enterramiento de un tramo del oleoducto Caño Limón-Coveñas a la altura de la vereda La China, proyecto acordado con la misma comunidad U'wa en el año 2014.
En las últimas horas también impidieron el libre tránsito de personal de Ecopetrol y contratistas en la vía La Soberanía a la altura de la vereda Cubogón, municipio de Toledo, para realizar labores de reparación de un tramo del gasoducto afectado el pasado lunes por un deslizamiento de tierra.
"Ecopetrol rechaza las acciones de hecho contra sus trabajadores y contratistas, y hace un llamado para que se utilicen las vías del diálogo como único mecanismo para superar las diferencias", ha apuntado la empresa en un comunicado.
Los indígenas denuncian que no se han cumplido los acuerdos de mayo del 2014 que reconoce títulos coloniales e incluye el saneamiento del resguardo unido U'wa, el resarcimiento por dos billones de pesos por concepto de deuda histórica y el enterramiento por parte de Ecopetrol del oleoducto Caño Limón-Coveñas, que ya se está desarrollando.
Ahora los indígenas exigen la formación de una mesa de negociación con miembros del Gobierno, entre ellos seis ministros, para darle salida a la situación.