Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Israel responde con fuego de artillería al disparo de dos cohetes desde el sur de Líbano

El Ejército de Israel ha disparado en la noche de este lunes con fuego de artillería contra una localidad del sur de Líbano en respuesta al disparo de dos cohetes que han impactado en los alrededores de la ciudad de Kiryat Shemona (noreste), sin que se hayan registrado víctimas.
En un principio, medios libaneses habían informado del disparo de un cohete desde la región de Al Yarmaq, ubicada en el valle del Litani, si bien el Ejército israelí afirmó posteriormente que fueron dos los proyectiles que impactaron en su territorio.
Por el momento ningún grupo ha reclamado el disparo de los proyectiles, mientras que el Ejército libanés ha incrementado su nivel de alerta en la zona en respuesta al fuego de artillería efectuado por Israel, según ha informado el diario israelí 'Haaretz'.
Por su parte, el comandante de la Fuerza Provisional de Naciones Unidas para Líbano (FINUL), Luciano Portolano, ha condenado el disparo de los cohetes, describiéndolo como una "peligrosa violación" de la resolución 1701 del Consejo de Seguridad de la ONU, tal y como ha recogido el diario libanés 'An Nahar'.
La resolución, aprobada en 2006 para poner fin al conflicto asimétrico desatado ese año entre Tel Aviv y Hezbolá, exigía el fin de las hostilidades, la retirada de las tropas israelíes de Líbano y el despliegue en el sur del país de las fuerzas libanesas y de la FINUL.
Asimismo, contempla el desarme de todos los grupos armados en Líbano, lo que implica a Hezbolá, y que no haya otras fuerzas armadas ajenas a las de la FINUL y Líbano al sur de río Litani, lo que implica tanto a Israel como al partido-milicia.
La resolución reitera además el respaldo total del Consejo de Seguridad al respeto de la Línea Azul y la independencia de la integridad territorial y la soberanía del país árabe.
A mediados de julio, al menos nueve cohetes disparados desde el sur de Líbano impactaron en el norte de Israel, provocando que Tel Aviv respondiera con fuego de artillería, en el marco de la ofensiva militar israelí en la Franja de Gaza.
Las autoridades militares libanesas responsabilizaron entonces de los disparos a un pequeño grupo armado palestino que habría llevado a cabo los disparos en solidaridad con las facciones gazacíes en su lucha contra Israel.