Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Jarba viajará a principios de mayo a Washington para hablar sobre una posible solución política al conflicto

El presidente de la Coalición Nacional de Fuerzas de la Oposición y la Revolución Siria (CNFORS), Ahmed Jarba, visitará Washington a principios de mayo para debatir la posibilidad de alcanzar una solución política al conflicto en el país árabe, según ha informado el diario 'Al Hayat'.
Jarba ha visitado en las últimas semanas Emiratos Árabes Unidos (EAU) y China, y planea visitar Arabia Saudí en los próximos días, en medio de un aparente esfuerzo por sacar la situación del estancamiento que atraviesa en la actualidad.
Fayez Sarah, miembro de la CNFORS ha indicado que "a pesar del fracaso de las conversaciones de Ginebra II, siguen existiendo posibilidades de alcanzar una solución política", si bien ha recalcado que la misma "sólo llegará cuando los actores regionales e internacionales presionen al régimen de (el presidente sirio, Bashar) Al Assad y cuando haya un equilibrio militar en el campo de batalla".
Siria celebrará elecciones presidenciales el próximo 3 de junio, según han informado este lunes los medios estatales, dando a conocer así la fecha de una votación en la que se espera que Al Assad consiga un tercer mandato.
Al Assad aún no ha anunciado públicamente si se presentará si bien su entorno, incluidos sus principales respaldos, Rusia y el partido-milicia chií libanés Hezbolá, se han declarado convencidos de que lo hará y que ganará los comicios, que ya han sido tildados de farsa por Occidente.
El mandatario dijo a mediados de este mes que el conflicto, que ha entrado ya en su cuarto año y ha dejado más de 150.000 muertos, ha llegado a "un punto de inflexión" debido a los logros sobre el terreno que han conseguido las fuerzas gubernamentales contra los rebeldes, según informaron los medios estatales.
Tanto Naciones Unidas como Estados Unidos, que ha tildado el anuncio como "una parodia de democracia", han reaccionado negativamente al establecimiento de la fecha para los comicios.
En este sentido, el secretario general de la ONU, Ban Ki Moon, ha advertido de que las elecciones presidenciales son "incompatibles" con los acuerdos alcanzados para tratar de solucionar de forma política el conflicto iniciado hace más de tres años.
En esta línea se ha expresado el Departamento de Estado estadounidense, que ha recalcado que "convocar un referéndum de facto suena especialmente hueco ahora, ya que el régimen continúa masacrando al electorado al que dice representar".
Asimismo, ha sostenido que "cualquier decisión unilateral del régimen para celebrar elecciones presidenciales es inconsistente con el llamamiento del Comunicado de Ginebra para establecer un Gobierno de transición que supervise las reformas constitucionales que lleven a la celebración de elecciones libres y justas".