Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Judíos ultraortodoxos se manifiestan frente a los locales que venden pan

Grupos de judíos ultraortodoxos recorrieron las calles de Jerusalén para manifestarse frente a los restaurantes que permanecen abiertos y venden productos con levadura, algo prohibido por la tradición durante el "Pesaj", la pascua judía. Los manifestantes se cubrían los ojos con las manos, para no ver a los clientes de los restaurantes comer.
Los religiosos (conocidos como "haredim", o los temerosos de Dios), hombres y niños vestidos de negro riguroso con levitas, sombreros y tirabuzones, protestaron con cánticos y amenazas por la apertura y venta de estos productos en los restaurantes y cafés "no kosher", los que no cumplen con la ley judía y, por tanto, pueden servir productos con levadura estos días.Además de amenazar a los dueños de los locales, llamarles pecadores y asegurarles que sufrirán el "castigo divino", los religiosos escupieron a algunos de los periodistas que trataban de tomar imágenes.
La tradición de no comer levadura en Pesaj se debe a que esta festividad celebra la salida de la esclavitud del pueblo judío en el Egipto faraónico, hace más de 3.000 años, viaje durante el cual los judíos que no tuvieron tiempo para dejar fermentar el pan y comieron pan ázimo.
Los judíos de origen centroeuropeo, los "askenazis", extienden la prohibición de comer levadura a otros alimentos leudantes, como el arroz o las legumbres.
Entre otros locales, los ultraortodoxos se manifestaron con gritos ante la pizzería "Chillis", en el centro de la ciudad, que hace unas semanas ganó un juicio contra el Ayuntamiento de Jerusalén que el año pasado le impuso una multa por abrir en estas fechas.