Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Assange pide a Obama que EEUU renuncie a la caza de brujas sobre Wikileaks

El fundador de Wikileaks, Julian Assange, ha pedido al presidente de EEUU, Barack Obama, que su país "renuncie a la caza de brujas sobre Wikileaks” y que libere al soldado Bradley Manning, que lleva dos años preso en Virginia acusado de filtrar a la web miles de documentos secretos.

"La guerra de Estados Unidos contra quienes desvelan información debe terminar", declaró Assange en relación al soldado Manning, a quien describió como "un héroe" y "uno de los presos políticos más destacados del mundo".
   "No debe haber ninguna conversación estúpida sobre el enjuiciamiento de cualquier medio de comunicación, ya se trate de Wikileaks o del 'New York Times'", ha señalado, en referencia a uno de los diarios que divulgó la información.
   "Pido a Obama que haga lo correcto", ha demandado. "Estados Unidos debe renunciar a su caza de brujas contra Wikileaks. El FBI debe disolver su investigación, y debe prometer que abandonará su proceso contra nosotros y nuestros partidarios", ha añadido en su alegato.
   Assange ha agradecido a Ecuador y a su presidente Rafael Correa la protección que le han proporcionado, y ha nombrado a varios países latinoamericanos como Argentina, Venezuela, Colombia, Bolivia, Perú o Brasil por su respaldo en los últimos días.
   El cofundador de Wikileaks también ha dedicado palabras de agradecimiento a los concentrados durante los últimos días frente a la legación diplomática por impedir, con su mera presencia, que Londres violara a la luz pública los acuerdos diplomáticos internacionales.
   "Si Reino Unido no ha incumplido los términos de la Convención de Viena es porque el mundo estaba mirando y el mundo estaba mirando porque vosotros estabáis mirando", ha dicho tras asegurar que la Policía intentó acceder a la Embajada de Ecuador en Londres a través de la escalera de incendios.
   "La próxima vez que alguien os diga que es inútil defender los derechos que tanto amamos, recordad a esa gente las vigilias que habéis pasado delante de esta Embajada", declaró Assange, quien también tuvo palabras para sus compañeros de Wikileaks ("cuya lealtad y compromiso no conocen igual") y a su familia ("creedme, nos reuniremos pronto", les anunció).
   Por último, lanzó una última pregunta a Estados Unidos sobre la decisión que a su juicio debe encarar la administración Obama: "¿Regresará este país a los valores revolucionarios sobre los que fue fundado, o nos arrastrará por el precipicio, a un mundo peligroso y opresor, en el que los periodistas callan por miedo a la persecución y los ciudadanos susurran en la oscuridad. Yo digo que regrese".
  "Hay unidad en la opresión y debe haber unidad y determinación absolutas en su rechazo", concluyó Assange, antes de volver a entrar en la Embajada.