Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Kerry destaca que las presidenciales afganas son un momento "clave" y un "hito" para el país

El secretario de Estado de Estados Unidos, John Kerry, ha destacado este miércoles que las elecciones presidenciales previstas para este sábado en Afganistán son un momento "clave" para el país y ha indicado que las mismas supondrán "un hito" en la transición democrática.
"Millones de hombres y mujeres afganos irán a las urnas el 5 de abril para elegir a un nuevo presidente, en lo que podría ser la primera transición democrática en el país, y todos esperamos que ese hito se cumpla", ha dicho.
En su comunicado, Kerry ha indicado que Estados Unidos ha apoyado "con orgullo" el proceso electoral y a las instituciones de seguridad, si bien ha recalcado que "es el momento de Afganistán".
"Estas elecciones son propiedad afgana desde el inicio. El pueblo afgano ha planificado y preparado esta votación histórica. El pueblo afgano está trabajando y liderando las instituciones electorales, y el pueblo afgano está comprometido con la protección y avance de su propia democracia", ha valorado.
Asimismo, ha expresado que Washington "anima" a los candidatos, seguidores y funcionarios a "ceñirse a las leyes y normas que rigen las elecciones". "Con su compromiso con un proceso inclusivo, justo y transparente, los líderes afganos contribuirán a un resultado ampliamente aceptado por la población y que fortalezca la unidad del país y su futuro democrático", ha añadido.
Kerry ha destacado igualmente que "la transición pacífica de poder será igualmente importante tras los progresos logrados en la última década para construir un Afganistán más fuerte, seguro y próspero". "Ante todo, permanecerá como un legado de los que se han sacrificado, incluyendo los que hicieron el último sacrificio, para hacer posibles estas elecciones", ha dicho.
"Estados Unidos está preparado para trabajar con el próximo presidente, y esperamos tener una alianza duradera con el pueblo afgano, en base a nuestros valores democráticos e intereses compartidos", ha remachado el secretario de Estado.
Las elecciones del 5 de abril supondrán el fin del mandato del actual presidente, Hamid Karzai, quien ha cumplido el límite de mandatos al frente de país y que ha dado un paso atrás para permitir su relevo democrático.
Los principales aspirantes a la victoria son el exministro de Exteriores Abdulá Abdulá y el también exministro de Exteriores Zalmai Rasul, quien se presenta en una candidatura unificada Qayum Karzai, hermano del actual presidente.
Rasul y Karzai pertenecen al grupo étnico pashtún, y la posibilidad de que se cree una alianza entre los candidatos pashtún ha sido el foco de los últimos debates políticos de cara a los comicios.
Abdulá, que sobrevivió el 20 de febrero a un atentado ejecutado por los talibán, fue ministro de Exteriores entre 1998 y 2001 de la Alianza del Norte, una coalición de facciones guerrilleras creadas en 1996 con el objetivo de derrocar el régimen de los talibán.