Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Liberada la mujer del corresponsal jefe del diario 'The Washington Post'

Yeganeh Salehi, periodista iraní y esposa del corresponsal jefe del diario estadounidense 'The Washington Post' en este país, Jason Rezaian, ha sido puesta en libertad bajo fianza, según ha informado uno de sus familiares al rotativo norteamericano.
Salehi fue puesta en libertad bajo fianza a mitad de la semana pasada, según ha explicado su hermano Alí, que también ha dicho que su marido continúa encarcelado. Salehi, que también es periodista y ha trabajado para el diario emiratí 'The National', logró visitar a Rezaian este fin de semana y ha asegurado que los dos se encuentran "en buen estado de salud", a pesar de haber pasado detenidos más de 21 meses.
Desde su detención, había habido especulaciones sobre el estado de salud de Rezaian, que tiene hipertensión y debe tomar sus medicinas a diario. El diario 'The National', la cabecera de Emiratos Árabes Unidos para la que trabajaba Salehi en Irán, ha informado de que, tras su salida de prisión, Salehi no tiene acreditación para trabajar como reportera en la República Islámica.
Tanto su familia como ella no quieren hablar con los medios de comunicación sobre su detención, según ha señalado Alí Rezaian, que ha pedido que se respete su intimidad. "Estamos agradecidos porque Yeganeh ha sido puesta en libertad bajo fianza", ha dicho. "Seguimos convencidos de que Jason no ha cometido ningún delito. Rogamos al Gobierno iraní que decida ponerle en libertad también", ha explicado.
Rezaian y Salehi fueron arrestados el 22 de julio en extrañas circunstancias. Además, fueron detenidos una fotoperiodista y su marido pero fueron posteriormente liberados. El régimen iraní nunca ha explicado oficialmente por qué Rezaian, que tiene la doble nacionalidad estadounidense e iraní, y su mujer han sido detenidos ni qué cargos se les imputan.
Sin embargo, el ministro de Asuntos Exteriores iraní, Mohamad Javad Zarid, explicó en septiembre a la cadena de radio norteamericana NPR que Rezaian había sido interrogado "por lo que había hecho como ciudadano iraní". Ni la familia ni el diario han recibido más explicaciones.
El Departamento de Estado ha exigido la liberación de Rezaian y ha pedido explicaciones sobre su estado a través del Gobierno de Suiza, que ha actuado como intermediario porque las autoridades de Washington no tienen relaciones diplomáticas con Teherán. La República Islámica no reconoce las dobles nacionalidades y mantiene que Estados Unidos no tiene derecho a entrometerse en detenciones de personas que tienen pasaporte norteamericano e iraní.
El jefe de Internacional de 'The Washington Post', Douglas Jehl, ha pedido al régimen de los ayatolás que libere a Rezaian cuanto antes. "Estamos aliviados por el hecho de que Yeganeh Salehi esté en casa con su familia en Teherán después de más de diez meses detenida", ha afirmado Jehl, en un comunicado. "Jason Rezaian, el corresponsal del Post, todavía está detenido sin explicación, como lo ha estado desde el 22 de julio. Ha pasado mucho tiempo para que las autoridades iraníes liberen a Jason y le permitan a él y a Yegi abandonar el país", ha afirmado.
En una carta enviada al director del diario el pasado mes de septiembre, la madre de Salehi, Fatemé Talaei, aseguró que ni su hija ni su yerno saben por qué han sido arrestados.