Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Lula deja abierta la puerta a ser candidato del PT en 2018

Critica la propuesta de Neves de suprimir la reelección y cree que el segundo mandato de Rousseff "será mejor"
El expresidente brasileño Luiz Inácio Lula da Silva ha dejado este lunes abierta la puerta a ser el candidato del Partido de los Trabajadores (PT) en las elecciones de 2018, si bien ha aclarado que si por él fuera no lo sería ya que, con sus dos mandatos al frente del país, ya cumplió su "misión".
"Si depende de mí, no" sería candidato, ha señalado en una entrevista a una emisora de radio de Recife. "Cuando lleguen las elecciones de 2018 tendré 72 años. Hay que tener eso en cuenta", ha incidido Lula.
El exmandatario ha subrayado que él ya cumplió su "función" y ahora confía en que surjan "nuevos cuadros" en el PT que puedan optar a la Presidencia de Brasil en 2018. Sin embargo, ha reconocido: "la única cosa que no puedo decir es que no" seré candidato en cuatro años.
Lula sigue siendo muy querido por amplios sectores de la sociedad en Brasil y en los últimos años, incluso dentro del PT, hubo quien pidió que fuera él y no la actual presidenta, Dilma Rousseff, quien se presentase a las elecciones presidenciales de este año, cuya segunda vuelta se celebra el domingo.
Rousseff se enfrentará en esta segunda vuelta al candidato del Partido de la Social Democracia de Brasil (PSDB, de tendencia conservadora), Aécio Neves, y los sondeos dan actualmente un empate técnico entre ambos, después de que la tercera candidata en la primera vuelta, Marina Silva, haya dado su respaldo a Neves.
Lula ha reconocido que no ha visto los debates entre Rousseff y Neves porque se pone nervioso y se siente como "un hincha de fútbol viendo al jugador lanzar un penalti". El hincha "golpea mejor que el jugador, marcaría mejor que el jugador y nunca fallaría un penalti", ha comparado.
SUPRIMIR LA REELECCIÓN
Asimismo, ha criticado la propuesta de Neves de suprimir la reelección de los cargos del Ejecutivo, una de las exigencias formuladas por Silva para darle su apoyo en la segunda vuelta. "Descubrí que un mandato de cuatro años no permite que un presidente haga ninguna obra estructural. Y una reelección en Brasil o Estados Unidos permite al ciudadano comenzar una obra y terminarla", ha defendido.
El expresidente ha considerado que la "reelección es buena porque es una aprobación o no de quien está en el gobierno". "Si usted está en el gobierno y hace un buen gobierno, es un derecho continuar otro mandato", ha subrayado. "Mi segundo mandato fue mucho mejor que el primero y tengo la convicción de que el de Dilma va a ser mucho mejor", ha remachado.