Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Malaria o Marie a secas

Los ojos de ellas se clavan en sus niños que amarran fuerte a a sus cuerpos con pañuelos de mil colores.

La alegría de las telas africanas no amortigua el dolor al que huelen los pasillos del Charles De Gaulle, un hospital infantil en la capital de nombre impronunciable que es Ouagadougou en Burkina Faso, medalla de bronce entre los países más pobres del mundo según la ONU.