Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Mogherini aplaude la resolución de la ONU que autoriza a la UE a vigilar el embargo de armas sobre Libia

La Alta Representante de Política Exterior y de Seguridad Común de la Unión Europea (UE), Federica Mogherini, ha aplaudido este martes la decisión del Consejo de Seguridad de Naciones Unidas de autorizar a la operación naval 'Sophia' inspeccionar buques para garantizar en aguas internacionales que se cumple el embargo de armas aplicado actualmente sobre Libia.
"La adopción unánime de la resolución 2292 del Consejo de Seguridad de la ONU permitirá a la 'Operación Sophia' jugar un papel importante en la aplicación del embargo de armas sobre Libia", ha dicho.
Así, y tras destacar el papel de la operación en respuesta a la crisis de refugiados en el Mediterráneo, donde ha salvado "más de 15.000 vidas", ha recordado que la UE ha acordado recientemente extender su mandato para entrenar a la Guardia Costera del país árabe.
"Esta resolución refleja el apoyo unánime de la comunidad internacional al trabajo de la UE para conseguir que el Mediterráneo sea un lugar más seguro para todos, y principalmente para los libios", ha agregado.
En este sentido, ha reiterado que el bloque continental continuará apoyando los esfuerzos del Consejo Presidencial "para restaurar la seguridad y la prosperidad del pueblo libio, para lo que seguirá trabajando con el gobierno de unidad nacional".
La UE había solicitado al Consejo de Seguridad de la ONU que le permitiese ampliar la misión concebida inicialmente para combatir a las mafias que trafican con personas en el Mediterráneo y que, en su última revisión, también incluye formación para las fuerzas libias.
El enviado de la ONU para Libia, Martin Kobler, ya alertó la semana pasada de que el país norteafricano acumula alrededor de 20 millones de armas, cuando sólo tiene seis millones de habitantes. "Estas armas no caen del cielo, sino que llegan en cargamentos ilegales por mar y tierra", subrayó.
Naciones Unidas ha contribuido a instalar en Libia un gobierno de unidad con el que espera avanzar en la reconstrucción de un país sumido en el caos desde 2011. La nueva administración tiene permiso para importar armas y saltarse el embargo siempre y cuando reciba la autorización del comité de sanciones del Consejo de Seguridad.