Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Muere el ex congresista Charlie Wilson, apoyo fundamental de los talibanes en los años 80

El ex congresista demócrata ha fallecido en Texas de un infarto al corazón. Hacía algo más de dos años se había hecho un transplante de corazón. Charlie Wilson llegó al hospital con problemas respiratorios. Empezó a sentirse mal tras una reunión en Lufkin, donde residía.
El 'liberal de Lufkin', como a veces se le llamaba, formó parte de la Cámara de Representantes durante 12 años. Jugó un papel fundamental en la lucha de los muyahidines. Logró que la CIA aumentara notablemente la financiación destinada a los afganos en su lucha contra las fuerzas soviéticas.
La película 'La guerra de Charlie Wilson', protagonizada por Tom Hanks como el Sr. Wilson y basada en el libro del mismo título, narró su historia. Hanks dijo que el señor Wilson era un borrachín mujeriego que encontró la causa de su vida en ayudar a las fuerzas anti-soviética en Afganistán.
La película empieza con la imagen del congresista en un jacuzzi acompañado de dos chicas con altos niveles de cocaína. En 1980 la Justicia estadounidense investigó a Wilson por tenencia de drogas, pero quedó en nada.
Robert Gates, el secretario de Defensa estadounidense, conoció a Wilson cuando fue director de la CIA. De él ha valorado su "incansable lucha contra las fuerzas soviética en Afganistán". "El mundo conoce ahora su esfuerzo para repeler la invasión y liberar a la gente y llevar la Guerra Fría a si fin", ha asegurado.
Tras la retirada de los soviéticos advirtió de las consecuencias negativas de recortar los fondos para Afganistán y que llevaría al aumento de la influencia de Osama Bin Laden en aquel país.
A los 76 años ha muerto acompaña de su esposa Barbara y su hija Sharon Allison. EBP