Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Mueren siete civiles al explotar dos bombas camineras en el sur de Afganistán

El nuevo jefe de la Fuerza Internacional de Asistencia a la Seguridad (ISAF), el general estadounidense David Petraeus (c), participa en la ceremonia de cambio de mando celebrada ayer en el cuartel general de la organización en Kabul, Afganistán. EFEtelecinco.es
Al menos siete civiles han muerto en dos explosiones de bombas camineras al paso de los vehículos en los que circulaban en la provincia afgana de Zabul (sur), informó hoy el Ministerio afgano de Interior en un comunicado.
El suceso más grave tuvo lugar en el distrito de Naw Bahar, donde seis personas, entre ellas una mujer, murieron en la explosión de la bomba al paso del vehículo en el que viajaban.
En un suceso similar ocurrido en el distrito de Shinkay, de la misma provincia, otro civil murió y cinco más resultaron heridos.
Las minas y las bombas camineras de fabricación casera son uno de los métodos favoritos de los insurgentes talibanes para hostigar a las tropas internacionales desplegadas en Afganistán, aunque suelen causar bajas entre la población civil.
Además, Interior informó en otro comunicado que un suicida se hizo explotar hoy en el centro de la ciudad de Herat, capital de la provincia occidental homónima, aunque sólo una mujer resultó herida en este ataque.
Según un informe de la ONU, 2.412 civiles perdieron la vida en 2009 en Afganistán a causa del conflicto armado que enfrenta a los talibanes contra el Ejército regular afgano y las tropas internacionales desplegadas en el país.