Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Mueren 54 inmigrantes birmanos en Tailandia

Cincuenta y cuatro inmigrantes ilegales birmanos han muerto asfixiados en Tailandia cuando eran transportados apiñados en un camión. Otros 47 han sobrevivido al viaje organizado por traficantes de personas, aunque una veintena han tenido que ser ingresados en un hospital de la zona.
La tragedia ha ocurrido en la provincia de Rayong, en el suroeste del país y limítrofe con Birmania, donde operan las bandas dedicadas al contrabando de inmigrantes destinados a suplir la demanda de jornaleros para trabajar en la agricultura o en la construcción.
Del total de víctimas mortales, 37 son mujeres y el resto hombres.
El conductor del camión, habilitado para transportar pescado, huyó del lugar poco después de que detuviera el vehículo a raíz de los gritos de auxilio efectuados por los inmigrantes.
Asfixiados
Los supervivientes relataron a la Policía que el conductor del camión no puso en marcha el aire acondicionado en ningún momento a lo largo del trayecto, de unas dos horas y que se inició en Victoria Point, localidad pesquera.
Eran conducidos a la turística provincia de Phuket, al sur de la de Rayong, y donde varias decenas de miles de birmanos trabajan en situación ilegal. Otras 21 personas fueron luego ingresadas casi inconscientes en el hospital general de Rayong.