Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Mueren 36 personas en una nueva jornada de violencia en Irak

Al menos 36 personas han muerto y 53 más han resultado heridas en una nueva jornada de incidentes violentos registrados este miércoles en Irak, según han informado fuentes médicas y policiales recogidas por la agencia de noticias china Xinhua.
En la provincia de Anbar (oeste) dos suicidas han detonado sendos coches bomba contra otros tantos controles de acceso al Mando de Operaciones de Anbar, en la ciudad de Ramadi, según fuentes policiales.
En estas explosiones han muerto cinco militares y tres policías, además de los dos suicidas, y otras siete personas han resultado heridas.
Otro control ha sido atacado por individuos armados no identificados en Al Houze, un barrio del centro de Ramadi, y tres policías han muerto, mientras que han resultado heridos otros dos policías y cuatro miembros de la milicia paramilitar Sahwa.
También cerca de Ramadi un suicida se ha inmolado al detonar los explosivos que llevaba adosados al cuerpo en un control del Ejército en la zona de Al Yazira, causando la muerte de cuatro soldados e hiriendo a dos más.
Por otra parte, 16 civiles han muerto y 19 más han quedado lesionados en las últimas 24 horas debido a bombardeos de la aviación y la artillería en la ciudad de Faluya, según una fuente médica consultada por Xinhua.
Mientras, en Bagdad, dos militares han muerto por el impacto de proyectiles de mortero en una base situada en el barrio de Sabi al Bour, han informado fuentes policiales. En esta misma zona ha sido detonado un coche bomba dentro de un mercado, lo que ha costado la vida a tres civiles y heridas a nueve más.