Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Mueren al menos nueve personas durante la primera jornada del referéndum constitucional en Egipto

Al menos nueve personas han muerto en varias ciudades de Egipto por enfrentamientos entre partidarios del expresidente Mohamed Mursi y las fuerzas de seguridad durante la primera jornada del referéndum constitucional, según un balance recabado por el periódico estatal 'Al Ahram'.
Cuatro de las víctimas, entre ellas un adolescente de 14 años, han perdido la vida en la ciudad de Sohag, en la parte central del país. A estos fallecidos se suman tres en Giza y otros dos repartidos entre Beni Suef y el área de Al Kanisa, al oeste de El Cairo, segun fuentes médicas.
Más de 50 millones de egipcios están llamados a las urnas este martes y el miércoles para aceptar o rechazar la nueva Carta Magna, redactada por una comisión de expertos tras el golpe de Estado que acabó el 3 de julio de 2013 con el mandato del anterior presidente egipcio, el islamista Mohamed Mursi, el primer mandatario elegido por las urnas después del fin del régimen de Hosni Mubarak.
El día ha comenzado con una explosión en Giza que no ha dejado heridos y, a lo largo de las horas siguientes, se han sucedido las protestas de partidarios del depuesto Mursi, si bien las autoridades se han esforzado por destacar la normalidad con que ha transcurrido la votación en la mayoría de los 13.000 colegios habilitados.
Un portavoz presidencial, Ahmed el Muslimany, ha destacado que los egipcios no se han amedrentado frente a "ataques terroristas" como el ocurrido en Giza, mientras que un representante del Ejército, Ahmed Ali, ha celebrado unos niveles de participación "históricos" que, en su opinión, demuestran que la población no se deja influir por los "intentos desesperados" de los "terroristas".
En cambio, la Alianza Nacional de Apoyo a la Legitimidad, afín a los Hermanos Musulmanes, ha destacado en un comunicado la baja participación en un referéndum que han llamado a boicotear. Este grupo ha cifrado en al menos cuatro el número de islamistas muertos a manos de la Policía y ha denunciado numerosos arrestos.
La nueva Carta Magna, que consta de 247 nuevos artículos y que ha sido redactada por una comisión de 50 expertos liderada por el ex secretario general de la Liga Árabe Amr Musa, prohíbe los partidos religiosos y refuerza la autoridad de las Fuerzas Armadas, lideradas por el general Abdelfatá al Sisi, que el pasado sábado se mostró dispuesto a presentarse como candidato a las elecciones presidenciales.
El texto constitucional confiere más poderes al Consejo Supremo de las Fuerzas Armadas, la junta militar que ahora lidera Al Sisi y que será la encargada de elegir al ministro de Defensa, que ostentará su cargo durante ocho años desde que entre en vigor la nueva Constitución.
Además de censurar cualquier partido político establecido sobre una "base religiosa", la nueva Carta Magna contempla juicios militares a civiles, medidas derogadas tras la caída del expresidente Hosni Mubarak, en 2011, y que estuvieron implantadas durante sus tres décadas de mandato.
La cita con las urnas supone la sexta ocasión en que los ciudadanos egipcios acuden a votar desde que el anterior 'rais', Hosni Mubarak, renunció al poder fruto de la presión de las manifestaciones en su contra el 11 de febrero de 2011.