Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Mujeres y niños son ya el 60% de los refugiados que cruzan de Grecia a Macedonia, según UNICEF

Mujeres y niños constituyen actualmente el 60 por ciento de los inmigrantes y refugiados que cruzan la frontera entre Grecia y Gevgelija, en Macedonia, superando por primera vez desde que comenzó la crisis migratoria a los hombres adultos, según ha alertado este martes el Fondo de la ONU para la Infancia (UNICEF).
En concreto, ha precisado que los niños suponen el 36 por ciento de quienes arriesgan sus vidas realizando la peligrosa travesía entre Grecia y Turquía, aunque cree que la cifra podría ser mayor, ya que muchos niños no declaran su edad hasta llegar a su destino.
"Las consecuencias de este aumento en la proporción de mujeres y niños migrantes y refugiados son enormes: significa que son más los que se ponen en riesgo en el mar, especialmente ahora que es invierno, y los que necesitan protección en tierra", ha resaltado la coordinadora especial de UNICEF para la crisis de refugiados y migrantes en Europa, Marie Pierre Poirier.
"Los sistemas de bienestar, protección y salud deben ser reforzados en cada paso del camino para que las mujeres y los niños no sean víctimas de explotación o de vacíos legales", ha añadido la responsable de la agencia de la ONU en un comunicado.
Según ha indicado UNICEF, en junio de 2015 los hombres suponían el 73 por ciento del flujo de migrantes, mientras que entonces uno de cada diez inmigrantes o refugiados eran niños, mientras que ahora suponen ya más de un tercio del total.
Aunque se desconoce el número exacto de niños migrantes y refugiados no acompañados y separados de sus familias, se sabe que 35.400 solicitaron asilo en Suecia, en su mayoría jóvenes afganos; y en Alemania hay más de 60.000 adolescentes no acompañados, principalmente de Siria, Afganistán e Irak.
Así las cosas, UNICEF ha reclamado que todos los niños deben ser la prioridad durante todo su camino y se les debe informar de sus derechos a reclamar asilo y a la reunificación familiar en Europa, teniendo en cuenta siempre el interés superior de cada menor no acompañado antes de tomar ninguna medida.
En este sentido, la agencia de la ONU ha apoyado el derecho de todos los niños a la reunificación familiar, especialmente porque los menores que viven o viajan sin apoyo de sus familiares están en riesgo de sufrir abuso y explotación por parte de mafias y traficantes.