Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Al Mustaqbal expresa su respaldo a Samir Geagea como candidato a la Presidencia del país

El bloque libanés Al Mustaqbal ha expresado este lunes su apoyo al líder de las Fuerzas Libanesas, Samir Geagea, en su decisión de presentar su candidatura como posible futuro presidente del país, según ha informado el diario 'An Nahar'.
"Anunciamos nuestro apoyo total a Samir Geagea en su carrera hacia la presidencia", ha dicho Ahmed Fatfat, parlamentario de Al Mustabal, partido liderado por el exprimer ministro Saad Hariri.
Fatfat ha sostenido que el programa presidencial de Geagea "responde a las necesidades del pueblo libanés, a sus aspiraciones y a su voluntad de fortalecer la soberanía del Estado y restaurar su papel y prestigio".
En respuesta, George Adwan, parlamentario de las Fuerzas Libanesas, ha aplaudido la postura de Al Mustaqbal, que ha descrito como "un gran paso adelante". Asimismo, ha asegurado que "todos los bloques que componen el Movimiento 14 de Marzo acudirán a la sesión parlamentaria del miércoles para elegir a un nuevo presidente".
La primera reunión del Parlamento para elegir al nuevo presidente se celebrará este miércoles, si bien hay pocas expectativas respecto a la posibilidad de que se alcance un acuerdo en esta primera sesión.
En este sentido, la parlamentaria Setrida Geagea ha apuntado que el Movimiento 14 de Marzo presentará un único candidato, en medio de las dudas del exprimer ministro Michel Aoun sobre la presentación de su candidatura.
La unidad en torno a la figura de Geagea se ha solidificado con el respaldo del expresidente y líder de las Falanges Libanesas, Amin Gemayel, a su candidatura.
Sin embargo, el partido-milicia chií Hezbolá ya ha mostrado sus reticencias respecto a la figura de Geagea, y varios altos cargos han hecho declaraciones en los últimos días rechazando veladamente dicha opción.
"Líbano está cerca de un cruce de caminos nacional que afecta a todos los libaneses, y Hezbolá está muy preocupado por el curso de estas elecciones presidenciales y no es ni neutral ni un mero espectador", explicó el domingo el 'número dos' del consejo ejecutivo del partido-milicia chií libanés Hezbolá, Nabil Qaouq.
Así, Qaouq explicó que su formación quiere que salga electa "la persona más firme a nivel nacional, una persona que represente un mensaje de firmeza e invencibilidad ante Israel y los takfiris", apuntando a los grupos extremistas suníes que combaten en Siria.
Este mismo lunes, el líder del grupo parlamentario Lealtad a la Resistencia, Mohamad Raad, ha afirmado que "no todos los partidos" perciben a Geagea como un candidato adecuado a la Presidencia.
"Aquellos que se están nominando a sí mismos para la Presidencia han de respaldar la visión de la resistencia y hacer frente a un candidato que presenta un programa que llevaría a una nueva guerra civil", ha remachado.
FIN DEL MANDATO PRESIDENCIAL
El mandato del actual presidente, Michel Suleiman, finaliza el 25 de mayo, si bien el periodo constitucional para elegir al nuevo mandatario comenzó el 25 de marzo. Hasta el momento, sólo el líder de Fuerzas Libanesas, Samir Geagea, ha anunciado su candidatura.
El domingo, Suleiman expresó su rechazo frontal a extender su mandato, describiendo dicha opción como "antidemocrática". Asimismo, sostuvo que su relación con todos los partidos, incluyendo Hezbolá, es "normal".
"El partido tomó decisiones inapropiadas y dije cosas que no gustaron a los altos cargos del partido", argumentó, antes de pedir a las formaciones enfrentadas que dejen de lado sus diputas para celebrar las elecciones en la fecha marcada.
Las diferencias entre Suleiman y Hezbolá se incrementaron en febrero después de que el presidente describiera la fórmula 'pueblo-Ejército-resistencia' como "madera" o desfasada. En respuesta, el partido-milicia le acusó de no saber diferenciar "entre lo que es oro y lo que es madera".