Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

La ONU pide unos 1.610 millones de euros para entregar ayuda a 13,5 millones de personas en Yemen

La Oficina de Naciones Unidas para la Coordinación de Asuntos Humanitarios (OCHA) ha hecho este jueves un llamamiento para recaudar 1.800 millones de dólares (alrededor de 1.610 millones de euros) para entregar ayuda humanitaria a más de 13,5 millones de personas afectadas por el conflicto bélico en Yemen.
El coordinador humanitario de la ONU para Yemen, Jamie McGoldrick, ha dicho que la difícil situación que vive Yemen "se ha visto ensombrecida por otras crisis en la región y a nivel mundial", recalcando que "no se puede permitir que la crisis yemení caiga en el olvido".
Durante el año 2015, los donantes internacionales contribuyeron con 892 millones de dólares de los 1.600 millones solicitados inicialmente, por lo que MCGoldrick ha reclamado que la comunidad siga mostrando su apoyo al pueblo de Yemen.
Más de 21 millones de yemeníes necesitan asistencia vital en un país donde el aumento de los ataques contra la infraestructura civil y económica ha empujado al colapso a los servicios sociales básicos, la paralización de la economía y millones de familias han perdido sus medios de vida.
Los planes incluyen entregar ayuda alimentaria a nueve millones de personas, agua y saneamiento a 7,4 millones de personas, y ayuda médica urgente a 10,6 millones de personas, tal y como reveló el martes el coordinador de Operaciones de Emergencia de Naciones Unidas, Stephen O'Brien.
Unas 6.000 personas --aproximadamente la mitad civiles-- han muerto, según la ONU, desde que en marzo la coalición comenzara sus ataques sobre Yemen para defender al Gobierno del presidente Abd Rabbu Mansur Hadi frente a las milicias huthis que han tomado la capital, Saná, y otras zonas estratégicas.