Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Obama pide al Congreso de EEUU que apruebe el TPP y alerta del peso de China

El presidente de Estados Unidos, Barack Obama, ha sostenido este lunes que es necesario que el Congreso apruebe el Acuerdo Estratégico Trans-Pacífico de Asociación Económica (TPP, por sus siglas en inglés) para evitar que China se haga con un papel preponderante en el comercio internacional.
"Este acuerdo fortalece la economía de Estados Unidos. El TPP une a doce países que representan cerca del 40 por ciento de la economía global para garantizar que las empresas privadas tienen oportunidades justas de competir con las estatales", ha indicado.
En un editorial publicado en el diario estadounidense 'The Washington Post', el mandatario ha dicho entender el escepticismo de los votantes hacia el acuerdo, pero ha señalado que "la construcción de muros para aislarse de la economía global" es contraproducente.
"China está negociando un acuerdo comercial que repartiría algunos de los mercados de rápido crecimiento en el mundo a nuestras expensas, poniendo en riesgo los empleos, las empresas y los bienes estadounidenses", ha agregado, en referencia al Acuerdo de Asociación Económica Integral Regional (RCEP, por sus siglas en inglés).
"Ese acuerdo comercial no evitará la competencia desleal entre las empresas subsidiadas por el gobierno y de propiedad estatal. No protegerá un Internet libre y abierto", ha manifestado.
Así, ha explicado que el RCEP "no respetará los derechos de propiedad intelectual de manera que proteja a los artistas, directores y empresarios estadounidenses", añadiendo que "no aplicará los altos estándares para trabajadores y el medio ambiente".
Por otra parte, Obama ha dicho que el TPP "fortalecerá la seguridad nacional", explicando que "cuando menos gente sufre pobreza, los aliados comerciales florecerán, y cuando se aproximen las economías en la región, Estados Unidos será más fuerte y seguro".
La ansiedad de los votantes sobre el impacto de los acuerdos comerciales sobre el empleo y el medioambiente ha jugado un papel importante en la campaña de Donald Trump, el favorito para representar a los republicanos en la elección presidencial del 8 de noviembre, y del senador Bernie Sanders, quien compite contra Hillary Clinton para la nominación demócrata.