Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Obama pone en duda la capacidad actual de Netanyahu y Abbas para firmar la paz

Emplaza a Israel a escuchar las "reivindicaciones legítimas" de los palestinos, que también están en "su tierra"
El presidente de Estados Unidos, Barack Obama, ha puesto en duda que el primer ministro israelí, Benjamin Netanyahu, y el presidente de la Autoridad Palestina, Mahmud Abbas, estén actualmente en condiciones de firmar la paz, toda vez que en términos políticos se encuentran en situaciones opuestas.
Obama ha recordado que los niveles de popularidad de Netanyahu han aumentado desde el inicio de la actual operación militar en la Franja de Gaza. Sus datos "son mucho mejores que los míos", ha apuntado el mandatario norteamericano.
"Si no siente algo de presión interna, es difícil que sea capaz de tomar algunos compromisos difíciles como los asentamientos" en Cisjordania, ha explicado Obama, en una entrevista a 'The New York Times' concedida el viernes por la tarde.
En relación a Abbas, Obama percibe "un problema ligeramente diferente". Así, mientras que Netanyahu es "demasiado fuerte", el líder palestino es, "en cierta manera", "demasiado débil" para unir fuerzas y dar pasos en la adopción de "decisiones difíciles".
"Va a requerir que tanto palestinos como israelíes miren más allá de mañana. Lo más complicado que tenemos que hacer los políticos es adoptar una visión a largo plazo de las cosas", ha agregado Obama.
DEMANDAS "LEGÍTIMAS"
Estados Unidos es el principal aliado internacional de Israel y Obama, en su entrevista, ha destacado las bondades de un país "vibrante, exitoso, rico y poderoso". Para el presidente norteamericano, ya queda fuera de duda que Israel sea capaz de "sobrevivir" y ahora la pregunta es "cómo" lo logra.
Obama, sin embargo, ha recordado la necesidad de que israelíes y palestinos puedan convivir" pegados" y "en paz"· Para ello, ha agregado, Israel debe "reconocer" que el pueblo palestino también tiene "reivindicaciones legítimas" y "también están en su tierra y en su barrio".