Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Pakistán pone bajo custodia al líder de Jaish-e-Mohamed por su presunta implicación en ataque a base india

Las autoridades paquistaníes han puesto bajo "custodia de protección" al líder el grupo islamista Jaish-e-Mohamad, maulana Masud Azhar, a cuya organización se acusa de estar detrás del ataque contra la base aérea india de Pathankot a principios de este mes, según ha confirmado un responsable paquistaní.
En declaraciones a la cadena Dawn News, el ministro de Justicia de Punyab, Rana Sanaulá, ha confirmado que Azhar ha sido puesto bajo "custodia de protección" por el departamento antiterrorista.
El ministro provincial ha dejado claro que no está detenido, algo que no podrá ocurrir, ha dicho, hasta que no se demuestre fuera de cualquier duda su implicación en el citado ataque a la base india, en el que murieron siete soldados.
Este miércoles, el Gobierno paquistaní había anunciado el arresto de varios miembros de Jaish-e-Mohamed así como el cierre de varias de sus oficinas, tras lo cual algunos medios habían apuntado a que Azhar, al que Nueva Delhi considera el 'cerebro' del ataque, había sido detenido.
Azhar fue detenido en India en febrero de 1994, pero las autoridades se vieron obligadas a liberarle en diciembre de 1999 a cambio de los pasajeros y la tripulación de un vuelo indio secuestrado por milicianos vinculados al grupo islamista Harkatul Muyahidín que volaba desde Katmandú y fue obligado a aterrizar en Kandahar, en Afganistán.
Tras regresar a Pakistán, Azhar rompió con Harkatul Muyahidín en el año 2000 y fundó su propia organización, Jaish-i-Mohamad. Se cree que fue su hermano Rauf quien ideó el secuestro del avión indio.
El Gobierno indio ha expresado su satisfacción por el arresto de miembros de Jaish-e-Mohamad. El portavoz del Ministerio de Exteriores indio, Vikas Swarup, señaló este jueves que el arresto y la decisión de enviar un equipo a India para participar en la investigación del ataque constituyen "un primer paso importante y positivo".