Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Peña Nieto asegura que no habrá "el más mínimo resquicio para la impunidad" ante las desapariciones de Guerrero

El presidente mexicano, Enrique Peña Nieto ha dicho este lunes que no habrá impunidad en el caso de las desapariciones de los 43 estudiantes normalistas en Iguala, en el estado de Guerrero, en una rueda de prensa en el Palacio Nacional.
Nieto ha asegurado que las autoridades harán todo lo necesario "para que tomemos acciones y participemos para conseguir el debido esclarecimiento de los hechos, encontrar a los responsables y aplicar de manera estricta la ley a estos hechos". "En el estado de derecho no cabe el más mínimo resquicio para la impunidad", ha añadido.
Para ello, ha anunciado que el gabinete de seguridad ya está trabajando para "conocer la verdad y hacer que se aplique la ley" en Iguala, en el estado de Guerrero.
El pasado 27 de septiembre 43 estudiantes del centro Normal Raúl Isidro Burgos desaparecieron después de que se registraran enfrentamientos con las fuerzas de seguridad durante una manifestación en la que hubo además seis muertos y 17 heridos. Inicialmente se dio por desaparecidos a 58 jóvenes, pero quince de ellos aparecieron posteriormente. Fueron los propios responsables del centro de estudios los que explicaron que los jóvenes habían estado escondidos por miedo y para evitar represalias.
"Quiero fijar una posición muy clara de parte del Gobierno de la República ante los muy lamentables hechos de violencia que
ha conocido la sociedad mexicana en el municipio de Iguala,
Guerrero", ha dicho el presidente. "Al igual que la sociedad mexicana, como presidente de la República me encuentro profundamente indignado y consternado", ha añadido.
Además, el presidente de la Comisión Nacional de Derechos Humanos de México (CNDH), Raúl Plascencia Villanueva, ha dicho este lunes que ve claros indicios de delitos lesa humanidad en la desaparición de los jóvenes.
"Estamos calificando estos delitos como de lesa humanidad, por la desaparición forzada de los estudiantes, el atentado y las graves omisiones en materia de seguridad pública que se propiciaron en el propio estado y en particular en la ciudad de Iguala", ha dicho a Radio Fórmula, según el periódico 'Milenio'.
FOSA COMÚN
El fiscal general de Guerrero, Iñaky Blanco, ha confirmado la exhumación de 28 cuerpos de las fosas comunes que se encontraron en Iguala este fin de semana. Ahora investigan si los cuerpos que aparecieron calcinados se corresponden con los desaparecidos.
Para la identificación de los cadáveres se realizarán pruebas de ADN y se conocerán los resultados en un periodo de entre 15 días y dos meses. "Conforme a la opinión de peritos especializados en la materia podemos señalar que en las fosas se colocó una cama de ramas y troncos sobre la cual se pusieron los cuerpos de las víctimas, a quienes se les roció una sustancia inflamable acelerante como diésel, gasolina o petróleo", ha explicado.
RECLAMAN MÁS INVESTIGACIÓN
El pasado viernes, una comisión de 18 familiares de los estudiantes se reunieron con el subsecretario de Gobernación, Luis Enrique Miranda, para reclamar mayor implicación de la Policía Federal en los trabajos de rastreo y búsqueda.
De hecho, algunos familiares no ha dudado en acusar directamente a las autoridades locales de la desapariciones. Es el caso de María Inés Abraham Gaspar, tía del estudiante Abraham de la Cruz, que ha dicho que fueron los policías municipales de Iguala los que se llevaron a los jóvenes, añadiendo que "hay testigos de esto", y que temen que los estudiantes puedan no estar vivos.
El representante del comité estudiantil de la Escuela Normal de Ayotzinapa, Uriel Alonso Ortiz, ha confirmado que todavía se desconoce el paradero de otros 43 estudiantes, atendiendo a la lista de nombres que maneja la escuela y que publicaron en los medios locales.