Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

La Policía británica se centra en investigar la ideología ultraderechista del asesino de Jo Cox

La Policía británica se ha fijado como "línea prioritaria" de investigación en el caso del asesinato de la diputada Jo Cox la supuesta ideología ultraderechista de su asesino, identificado como Thomas Mair, de 52 años.
La comisaria jefe de West Yorkshire, Dee Collins, ha explicado este viernes en rueda de prensa las distintas vías que siguen los investigadores y ha reconocido que, aunque todavía no hay nada cerrado, el extremismo de Mair es una "línea prioritaria" de cara a poder determinar los motivos del crimen.
Las fuerzas de seguridad han localizado en la casa del sospechoso objetos vinculados a los nazis, entre ellos varios libros, según fuentes citadas por la BBC y el diario 'The Guardian'.
No obstante, ha querido dejar claro que están "abiertos" a otro tipo de conclusiones y que no quieren entrar en "especulaciones" de momento. En este sentido, las autoridades también investigan el posible tratamiento de Mair por parte de "servicios de salud mental".
Otro de los aspectos que quedan por aclarar es "cómo el sospechoso tenía en su poder un arma de fuego ilegal", con la que disparó en varias ocasiones contra Cox. La diputada, que acababa de participar en un acto público en la localidad inglesa Birstal, también fue apuñalada.
El hermano de Mair, Scott, ha relatado que éste tenía "una historia de enfermedad mental" pero había recibido "ayuda". "Todavía me cuesta creer lo que ha ocurrido. Mi hermano no es violento y no es para nada político", ha afirmado, según publica este viernes 'The Telegraph'.