Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Portugal se ofrece a Grecia para acoger miles de refugiados adicionales

El primer ministro portugués, António Costa, se ha comprometido a acoger varios miles de refugiados llegados a Grecia, en un gesto de "solidaridad" que Portugal llevará a cabo "al margen de los compromisos europeos", de los que tan sólo se ha cumplido una mínima parte meses después de la firma.
Costa ha escrito una carta a su homólogo griego, Alexis Tsipras, en la que reconoce la "presión" a la que se está viendo sometida Grecia, adonde han llegado sólo en lo que va de año más de 80.000 inmigrantes y refugiados. "Las olas consecutivas de refugiados que llegan a Europa desde hace meses han causado una crisis sin precedentes", ha reconocido.
El ministro de Inmigración griego, Yannis Mouzalas, recordó este semana en un periódico alemán que, hasta ahora, los países europeos sólo han reubicado a 430 refugiados, a pesar de que existe un compromiso firmado para el traslado de al menos 160.000 personas desde Grecia e Italia.
Costa ha pedido la aplicación "rápida" y "total" de estas decisiones y ha propuesto "acciones concretas". "Estamos listos no sólo para hacer lo que nos corresponde sino para ir más allá", ha añadido en la misiva, difundida por la Embajada de Grecia en España.
En este sentido, el jefe del Gobierno luso ha expuesto los resultados de una "primera evaluación" sobre las "capacidades de alojamiento" y ha planteado la posible acogida de unos 5.000 refugiados adicionales. "Podemos alojar 2.000 personas en universidades y 800 en escuelas de formación técnica. Y podríamos explorar la posibilidad para otras 2.500-3.000 personas en el sector agrícola y forestal", ha explicado.
Se trata, ha añadido, de una oferta "bilateral" y al margen de los "compromisos europeos". Costa ha asumido que esta oferta "no es suficiente", pero ha insistido en que es necesario "demostrar solidaridad a los socios en estos tiempos difíciles".