Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Rusia confirma la liberación de los paracaidistas rusos capturados en el este de Ucrania a principios de semana

Todos los paracaidistas rusos que fueron detenidos en el este de Ucrania a principios de semana han sido liberados por el Ejército ucraniano y ya están de vuelta en Rusia, según ha anunciado el subcomandante de las Fuerzas Aerotransportadas de Rusia, el general mayor Alexéi Ragozin.
"Las negociaciones no fueron nada fáciles. Sin embargo, el sentido común prevaleció y todo terminó bien", ha afirmado Ragozin, en unas declaraciones que publica la agencia rusa de noticias RIA Novosti. "Lo más importante es que todos los chicos están ahora con nosotros en Rusia. Nosotros no abandonamos a los nuestros", ha apostillado.
En una rueda de prensa que tuvo lugar el pasado miércoles en Kiev, los propios paracaidistas aseguraron que ellos embarcaron para lo que creían que era un entrenamiento rutinario y que no sabían que estaban en Ucrania hasta ser detenidos. De hecho, nueve de los diez soldados aseguraron no tener experiencia en combate.
Sin embargo, Kiev los acusó de estar en una "misión especial" en apoyo a los rebeldes prorrusos en las regiones del este del país, algo que Moscú negó, asegurando que su tropa se había desviado por error.
Tras su liberación, Ragozin insiste en que "desde los primeros minutos de su detención se hizo todo lo posible para conseguir rápidamente su regreso a casa". "Nuestros muchachos lamentan que esto haya sucedido. A todos ellos se les dará la asistencia psicológica y de otro tipo que sea necesaria", ha añadido.
Asimismo, ha tachado de "inaceptable" que las tropas hayan estado retenidas durante tantos días, en los que además fueron desplazados a la capital del país, Kiev, donde también recibieron atención médica.
El pasado viernes el presidente ruso, Vladímir Putin, ya anunció que Moscú había acordado con Kiev la entrega de los soldados, subrayando que éstos cruzaron la frontera por error, ya que en esta zona no está marcada.