Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Rusia propone que se establezca una fecha para un nuevo alto el fuego en Siria

Rusia ha propuesto este jueves que se establezca una fecha para un nuevo alto el fuego en Siria entre las tropas gubernamentales y los rebeldes, según ha manifestado el embajador ruso ante Naciones Unidas, Vitali Churkin, tal y como ha recogido la agencia de noticias rusa RIA Novosti.
La propuesta es parte de un documento, presentado por Moscú, que se espera que sea votado por el Grupo de Acción para Siria durante la reunión que celebrará este viernes en la localidad estadounidense de Nueva York. "El objetivo de esta reunión es urgir a las partes a poner fin a la violencia y nombrar a sus representantes para iniciar las conversaciones", ha dicho Churkin.
El Grupo de Acción para Siria está compuesto por los miembros permanentes del Consejo de Seguridad de Naciones Unidas --Estados Unidos, Rusia, China, Francia y Reino Unido-- y varios países de la región.
La petición de Rusia se ha producido apenas horas después de que el secretario general adjunto de la ONU para Operaciones de Paz, Edmund Mulet, confirmara la inminente desaparición de la Misión de Supervisión de Naciones Unidas en Siria (UNSMIS), que pasará a ser sustituida por una "oficina de enlace".
La organización internacional aprobó en abril este despliegue, de hasta 300 efectivos inicialmente, para supervisar sobre el terreno el alto el fuego propuesto por el mediador de la ONU y la Liga Árabe para Siria, Kofi Annan. La misión tenía una vigencia inicial de 90 días, aunque fue prorrogada a finales en julio otros 30 más.
Mulet ha señalado que no se cumplen las condiciones para el mantenimiento de la UNSMIS y, por tanto, los países del Consejo de Seguridad la han dado por concluida, según un comunicado. Sin embargo, la organización internacional prepara "el establecimiento de una oficina de enlace en Damasco" que tendría por objetivo promover una solución política y el respeto de los Derechos Humanos.