Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Santos aclara que los tribunales de paz no sustituirán a la Justicia ordinaria

El presidente colombiano, Juan Manuel Santos, ha aclarado este lunes que la Jurisdicción Especial para la Paz, que se aplicará a quienes hayan cometido crímenes durante el conflicto armado, no sustituirá a la Justicia ordinaria, sino que la "complementará y fortalecerá".
"La Jurisdicción Especial de Paz no reemplaza nuestras instituciones de Justicia, como se quiso decir", sino que "las complementa y fortalece para esta situación especial y única de lograr la terminación de un conflicto armado", ha sostenido, de acuerdo con la Casa de Nariño.
En concreto, ha subrayado que "el Tribunal para la Paz no estará por encima de las altas cortes", por lo que sus decisiones no serán "inapelables", "ni mucho menos de los compromisos del país en materia de Derechos Humanos y del Derecho Humanitario".
Santos ha recordado que el acuerdo sobre justicia transicional "fue producto de un trabajo serio y dedicado a lo largo de cinco meses" para conseguir que todos los autores de crímenes cometidos durante la guerra, incluidos los guerrilleros, se sometieran a los tribunales.
El líder conservador ha indicado que "los grupos insurgentes no reconocen precisamente la Justicia del Estado contra el cual se alzaron en armas", por lo que había que buscar una solución distinta a "un tribunal impuesto desde afuera como ocurrió en Yugoslavia o Ruanda".
"Las partes se pusieron de acuerdo en la creación de una Jurisdicción Especial, con un tribunal con capacidad para investigar, juzgar y sancionar, bajo las leyes colombianas", ha valorado durante un acto oficial desde Rosario.