Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

El TTP acusa al Gobierno de violar el alto el fuego y de no cumplir otros puntos acordados entre las partes

El grupo insurgente Tehrik-i-Taiban Pakistan (TTP), conocido como los talibán paquistaníes, ha acusado este martes el Gobierno paquistaní de violar el alto el fuego y de no cumplir otros tres de los puntos acordados entre ambas partes.
El portavoz del grupo, Shahidulá Shahid, ha sostenido que, si bien el TTP está cumpliendo con su compromiso, algunos de sus activistas han sido atacados en varias operaciones lanzadas por las fuerzas de seguridad.
Asimismo, ha dicho que la decisión de ampliar el periodo de alto el fuego, que llega a su fin este jueves, será considerada una vez que expire este periodo, según ha informado el diario paquistaní 'Dawn'.
El Ejército paquistaní aseguró tras anunciar su alto el fuego que, si bien no llevaría a cabo misiones punitivas contra los talibán, sí que seguiría realizando operaciones contra aquellas personas que considerara un peligro para la seguridad del país.
Los talibán anunciaron un alto al fuego para el mes de marzo, aunque sus milicianos estaban divididos respecto a su extensión, al considerar algunos de ellos que el Gobierno paquistaní no ha cumplido sus demandas.
El movimiento integrista presentó la semana pasada una lista de 800 prisioneros que quiere que sean liberados, además de exigir al Ejército que se retire de la zona fronteriza con Afganistán para crear una "zona segura" que garantice su integridad.
La decisión de los talibán tuvo lugar poco después de que el Gobierno paquistaní anunciase la liberación de 16 presos con el visto bueno del primer ministro, Nawaz Sharif.
El proceso de negociación se ha retomado casi cuatro meses después de que el anterior intento fracasara pocas horas antes de empezar a consecuencia de la muerte del líder del TTP, Hakimulá Mehsud, a causa de un bombardeo estadounidense.