Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

El ministro de Trabajo de Arabia Saudí, "insatisfecho" con la tasa de empleo femenino en el país

El ministro de Trabajo de Arabia Saudí, Mufarrej al Haqbani, ha expresado este martes su "insatisfacción" con las tasas de empleo femenino en el país, recalcando que las saudíes "están muy cualificadas" y "preparadas para trabajar".
En sus declaraciones, ha reconocido que el ambiente laboral "aún no es muy bueno para ellas", prometiendo hacer mejoras y agregando que las autoridades "han intentado durante los últimos cuatro años incrementar su participación en el mercado laboral".
Al Haqbani ha rechazado por contra que la autorización a que las mujeres conduzcan vaya a tener un impacto en este sentido, afirmando "no creer que esa sea la razón de su participación (en el mercado laboral)".
Asimismo, ha anunciado una nueva iniciativa de 'teletrabajo' para intentar que las mujeres residentes en zonas más aisladas del país puedan trabajar a distancia. "Intentamos dar un mejor ambiente y unas herramientas menos costosas para animarles a participar", ha remachado.
La tasa de desempleo femenino en el país aumentó en 2015 hasta el 34 por ciento, mientras que la tasa total en el país descendió hasta el 11,5 por ciento, según datos recogidos por el diario local 'Saudi Gazette'.
Por otra parte, el ministro de Trabajo ha prometido garantizar que la empresa Saudi Binladin Group, una de las principales del país, solucione sus problemas de impagos, que han desencadenado protestas de los trabajadores también ha causa del despido de 70.000 trabajadores extranjeros.
Saudi Binladin Group ha hecho frente a numerosas protestas en los últimos meses a causa de los citados impagos, y por el momento no se ha pronunciado sobre los últimos incidentes, entre los que se han incluido la quema de autobuses de la compañía.
La empresa es una de las principales constructoras del mundo y ha estado detrás de algunos de los proyectos más importantes del país, entre ellos carreteras, aeropuertos, universidades y hoteles, así como en la Gran Mezquita de La Meca.
El antiguo líder de la organización terrorista Al Qaeda, Usama bin Laden, era hijo del fundador de la empresa, Mohamed bin Laden, quien le desheredó en los años noventa por sus actividades al frente del grupo.