Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

La UE y China buscarán fecha para celebrar su cumbre bilateral

La UE y China se han comprometido a buscar una nueva fecha "lo antes posible" para celebrar la cumbre bilateral inicialmente prevista el 23 de octubre en la localidad china de Tianjin y suspendida finalmente por la crisis de la eurozona y las reuniones que celebran estos días los líderes europeos al máximo nivel.
"Hemos acordado encontrar una nueva fecha para la cumbre UE-China lo antes posible", ha anunciado la Alta Representante de Política Exterior y de Seguridad Común de la UE, Catherine Ashton, en un comunicado, tras reunirse con el consejero de Estado del Gobierno chino, Dai Binguo.
Ashton ha informado al responsable chino, cuyo Gobierno ha instado a la eurozona a resolver rápidamente los problemas del euro, sobre "los últimos acontecimientos sobre la gobernanza de la eurozona y el Consejo Europeo" celebrado el pasado domingo en el que los jefes de Estado y de Gobierno avanzaron en sus negociaciones para buscar una solución definitiva a la crisis de deuda de la eurozona. También intercambiaron puntos de vista sobre la próxima cumbre del G-20 en Cannes (Francia) a principios de noviembre.
"He mantenido dos días de discusiones con altos funcionarios del Gobierno chino muy útiles. Esto subraya una vez más la calidad de nuestra relación, en cuestiones políticas, económicas, comerciales y de política exterior. China es un socio estratégico clave para la UE y hemos discutido un número de áreas donde podemos profundizar nuestra relación", ha explicado Ashton, que ha dejado claro que ha aprovechado su visita también para "reiterar la posición coherente de la UE sobre Derechos Humanos", donde las partes difieren.
En estos dos días de visita en China, Ashton ha aprovechado para analizar con el ministro de Defensa chino, Liang Guanglie, "cómo reforzar" la cooperación en defensa y respuesta a crisis entre la UE y China, especialmente en la lucha contra la piratería. También han abordado sus planes para "establecer un diálogo más regular entre altos funcionarios".
Ashton y Liang también discutieron sobre la tensión en el Mar del Sur de China y acordaron la necesidad de resolver "las diferencias territoriales" a través de "canales diplomáticos" después de que el ministro de Defensa chino presentara a Ashton el Libro Blanco de su Gobierno sobre Defensa.
La jefa de la diplomacia europea discutió además con el ministro de Exteriores chino, Yang Jiechi, los últimos acontecimientos en el Norte de África, incluido la situación en Libia tras la muerte de Muamar Gadafi, las elecciones en Túnez, la situación en Egipto y Jordania, así como "la difícil situación tanto en Siria como en Irán".