Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

La UE concluye la ratificación del acuerdo con Ucrania en vísperas de la cumbre bilateral

Los Veintiocho han aprobado este martes la conclusión del Acuerdo de Asociación entre la Unión Europa y Ucrania, que incluye un tratado de libre comercio, en vísperas de la cumbre bilateral que acogerá Kiev entre el miércoles y el jueves, lo que supone el último paso en el proceso de ratificación del acuerdo, que entrará en vigor plenamente en septiembre.
La UE ha ofrecido este tipo de acuerdos a seis socios del Este de Europa como forma de acercarlos al bloque europeo a través de su asociación política y una integración económica progresiva al mercado europeo a cambio de reformas democráticas y económicas, pero provocaron un profundo malestar en Rusia, especialmente en el caso del acuerdo con Ucrania, cuyos ciudadanos además ya no necesitan de visado para viajar a la UE, otro de los grandes logros en el refuerzo de sus relaciones.
Los acuerdos no implican la perspectiva de adhesión clara a la UE, pero el presidente ucraniano, Petro Poroshenko, que ejercerá de anfitrión en la cumbre de esta semana en Kiev, ha reiterado en varias ocasiones el objetivo de Ucrania de entrar en "la familia europea".
De hecho, los líderes europeos aceptaron en diciembre de 2016 dar garantías adicionales al primer ministro de Países Bajos, Mark Rutte, para superar el veto en referéndum en Países Bajos a la ratificación del acuerdo con Ucrania.
Estas garantías dejaban claro, entre otras cosas, que el acuerdo con Ucrania no concede el estatus de candidato a Ucrania ni constituye un compromiso de conferirlo en el futuro ni implica ninguna obligación para la Unión o sus estados miembro para garantizar la seguridad colectiva ni ayuda militar a Ucrania.
El acuerdo con Ucrania, firmado en 2014, se aplicará de forma plena a partir del 1 de septiembre, aunque la mayor parte del mismo ya se venía aplicando. Las disposiciones políticas y gran parte de las sectoriales se venían aplicando de forma provisional desde el 1 de septiembre de 2014, mientras que la parte comercial se ha aplicado desde el 1 de enero de 2016. Ucrania se comprometía a su vez a abrir su mercado y armonizar sus normas y estándares a los de la UE.
Su conclusión y entrada en vigor permitirá ahora dar un nuevo impulso a la cooperación en áreas como la política exterior y de seguridad, justicia, inmigración, fiscalidad y gestión de las finanzas públicas, ciencia y tecnología, educación y sociedad de la información.
La UE, que estará representante por el presidente del Consejo Europeo, Donald Tusk, y el presidente de la Comisión Europea, Jean Claude Juncker, y Ucrania reafirmarán en la cumbre de este miércoles y jueves la "fuerte asociación" entre ambos en la cumbre y abordarán el progreso en las reformas políticas y económicas en Ucrania a cambio de ayuda europea, así como la crisis en la zona por la intervención rusa y las relaciones con Moscú tras la decisión de la UE de mantener seis meses más, hasta enero de 2018, las sanciones económicas a Rusia por la falta de progreso en los acuerdos de Minsk.
Ambas partes también discutirán la cooperación energética, incluido a la luz del proyecto Nord Stream 2 y tendrá la oportunidad de preparar la cumbre entre la UE y los seis socios de la Asociación Oriental que acogerá Bruselas en noviembre.