Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

La UE destina otros 600.000 euros de ayuda para contener el avance del Ébola en África

La Unión Europea destinará otros 600.000 euros de ayuda para contener el avance del virus mortal del Ébola en los países de África occidental, con lo que eleva su ayuda total a 1,1 millones de euros tras los 500.000 euros comprometidos la semana pasada.
El Gobierno de Guinea Conakry reconoció públicamente el pasado 22 de marzo el primer estallido del Ébola, que se ha cobrado la vida de más de un centenar de personas en este país y de otras diez en Liberia, aunque hay cerca de otros 50 casos sospechosos en total.
El Ébola, que fue descubierto por primera vez en República Democrática del Congo y en Sudán en 1976, es un virus que provoca una fiebre hemorrágica y resulta altamente contagioso por el contacto de la sangre o fluidos corporales.
Además no existen vacunas o tratamientos y por ello constituye uno de los virus más mortales, aunque de momento el riesgo para los ciudadanos de la UE que viajan o residen en los países afectados permanece "bajo", según el Ejecutivo comunitario.
"Actuar rápido es crucial. Estamos reformando nuestro apoyo a las organizaciones socios en Guinea y los países vecinos para garantizar el cuidado sanitario que se necesita urgentemente para aquellos afectados por la epidemia y para parar su avance ulterior", ha explicado la comisaria de Ayuda Humanitaria y Respuesta a Crisis, Kristalina Georgieva.
El comisario de Ayuda al Desarrollo, Andris Piebalgs, ha subrayado que "la buena coordinación en la respuesta internacional a este estallido es clave" motivo por el cual crearán una red de institutos sanitarios de la UE y África para intercambiar el conocimiento para hacer frente a "esta terrible enfermedad", tras recordar que la Comisión Europea ya ha movilizado rápidamente expertos y equipos para ayudar rápido sobre el terreno.
Tres expertos del Ejecutivo comunitario se encuentran en Conakry y Monrovia para vigilar la situación y coordinarse con las autoridades locales y las organizaciones humanitarias con las que trabajan.
Otros seis científicos del Laboratorio Móvil europeo para enfermedades infecciosas de Alemania, Italia y Francia llegaron sobre el terreno a Gueckedou, en Guinea Conakry, el pasado 26 de marzo, con una unidad de laboratorio móvil para ayudar a contribuir a análisis rápidos para confirmar casos de Ébola e impedir así su mayor avance. A ellos se sumarán el próximo 15 de abril otros cuatro expertos de Alemania, Francia y Hungría y otro equipo les reemplazará cuatro semanas después.
La nueva ayuda europea permitirá a la ONG Médicos sin Fronteras ampliar sus operaciones tales como el aislamiento de pacientes y el apoyo psicológico, así como para identificar casos sospechosos y formar a personal sanitario y a apoyar a la Organización Mundial de la Salud, incluido para garantizar la vigilancia epidemiológica.