Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

La UE ve riesgo de que "la guerra subsidiaria" degenere en "guerra abierta" y apela al compromiso para negociar

La Alta Representante de Política Exterior y de Seguridad Común de la Unión Europea, Federica Mogherini, ha avisado de que el alto el fuego en Siria es "muy frágil" y hay riesgo de que "la guerra subsidiaria entre poderes regionales e internacionales" pueda degenerar en "una guerra abierta" y ha instado al régimen y a la oposición a implicarse en las negociaciones auspiciadas por la ONU que se reanudarán desde este miércoles en Ginebra.
"Una nueva escalada podría ocurrir en cualquier momento. La situación regional sigue siendo muy tensa. Cada día vemos noticias extremadamente preocupantes", ha admitido la jefa de la diplomacia europea en un debate sobre la crisis siria en el pleno de la Eurocámara en Estrasburgo.
Mogherini ha alertado de que "la guerra subsidiaria entre poderes regionales e internacionales todavía puede convertirse en una guerra abierta" y ha dejado claro que "los que hablan de una nueva Guerra Fría necesitan hacerse un chequeo de realidad", en clara alusión a Rusia, el principal apoyo del régimen de Damasco junto a Irán.
A pesar de este contexto y de las "violaciones significativas" del alto el fuego acordado en Siria, Mogherini ha insistido en que "la evaluación global es que el alto el fuego se está manteniendo" y la situación sobre el terreno ha mejorado "significativamente" en la última semana. "Aunque violaciones se están produciendo constantemente, se están dando con una intensidad y magnitud definitivamente en una escala diferente que en el pasado", ha subrayado.
La jefa de la diplomacia europea ha admitido que las negociaciones que arrancan en Ginebra esta semana no serán un proceso "fácil, al contrario", y ha apelado al régimen y a la oposición que participen en las negociaciones "con espíritu de compromiso", dejando claro que la UE apoyará a la oposición en estas "negociaciones difíciles" e insistiendo en que la mejora de la situación de seguridad sobre el terreno y el acceso humanitario en las primeras localidades sitiadas han permitido "crear las condiciones" para garantizar la reanudación de negociaciones "significativas y sustanciales".
SALIDA DE AL ASSAD
Eso sí, Mogherini ha avisado de que hay que reconstruir "una nueva Siria" unida, democrática y no sectaria, que "no puede ser gobernada por los mismos hombres que gobernaron durante la guerra civil", en alusión al mandatario sirio, Bashar al Assad, y en la que "no hay espacio para el Estado Islámico ni Al Nusra".
"Y no tendrán nada que ver con el futuro del país si trabajamos bien juntos, como hemos hecho en las últimas semanas", ha dicho, insistiendo en que "el Estado Islámico puede derrotarse" si se logra "el fin de la guerra en Siria y la transición en Damasco" y "todos" los actores "empujan en la misma dirección".
AVANZAR EN AYUDA HUMANITARIA Y SUPERVISIÓN DEL ALTO EL FUEGO
En el plano humanitario, Mogherini ha recordado que 180 camiones con ayuda han llegado a 150.000 sirios en las primeras localidades sitiadas en las últimas semanas y buscan avanzar en el acceso humanitario para asistir a "más de 1,7 millones" de sirios en otras localidades sitiadas "en el primer trimestre del año, en los próximos meses" en cooperación con la ONU. La UE ha asumido un papel de liderazgo para avanzar en la mejora del acceso humanitario sobre el terreno y de hecho por ello ha "reactivado" su oficina de ayuda humanitaria en Damasco.
Mogherini ha insistido en la necesidad de trabajar para que "el cese de hostilidades se mantenga y mejore, día a día" y ha recordado que "compromiso común" sellado entre la UE y Turquía en su cumbre bilateral este lunes en Bruselas para "trabajar juntos" a fin de "mejorar las condiciones humanitarias en más y más zonas dentro de Siria". "Estamos trabajando en maneras en las que podemos contribuir a supervisar el cese de hostilidades con otros amigos", ha concluido.