Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

La UE suministrará 1.200 viviendas temporales para 6.000 damnificados del terremoto

Se suman a las 6.600 tiendas de campaña familiares ya aportadas por 18 países, incluido España
La UE y Ankara firman este lunes un acuerdo con la Cruz Roja turca en virtud del cual la UE se compromete a suministrar alrededor de 1.200 viviendas temporales por valor de cuatro millones de euros para acomodar a unos 6.000 damnificados que han perdido su hogar en el terremoto que asoló la provincia de Van en el sureste del país el pasado 23 de octubre.
La Cruz Roja turca se encargará de su instalación en cooperación con las autoridades turcas. Las viviendas están totalmente aisladas para proteger de las temperaturas invernales en la zona y constan de dos habitaciones, cocina, baño y aseo y podrán conectarse a la red de suministro eléctrico y de agua.
Esta ayuda se suma a las 6.600 tiendas de campaña familiares que 18 Estados miembros, incluido España, se han comprometido a suministrar para alojar a unas 35.000 personas adicionales y cuyo coste de transporte corre a cargo de la Comisión Europea a través del Mecanismo Europeo de Protección Civil (MIC).
La mayoría de estas tiendas ya han llegado al aeropuerto de Erzurum, según ha confirmado Bruselas en un comunicado que recuerda que esta ayuda no incluye otras formas de asistencia directamente aportadas por los Estados miembros.
Según datos del Ejecutivo comunitario, España ha aportado unas 329 tiendas de campaña, Reino Unido unas 1.144, Irlanda unas 624, Alemania alrededor de 500, Francia unas 490, Bélgica otras 400 y Luxemburgo otras 360. Italia ha aportado por su parte unas 208 tiendas, Suecia otras 155, Dinamarca y Rumanía un centenar cada uno, Austria unas 32, Eslovaquia una decena y Eslovenia dos.
Finlandia y Países Bajos han suministrado cada uno unos 500.000 euros para sufragar el coste de estas tiendas, mientras que República Checa y Estonia han aportado cada uno otros 100.000 euros.
Al menos 461 personas han perecido en el seísmo de 7,2 grados en la escala de Richter que ha dejado más de 1.350 heridos y ha dañado más de 2.200 edificios y hogares.
La Comisión Europea ha desplegado ya en la zona seis expertos en protección civil con el objetivo de facilitar el suministro de la ayuda europea y tiene previsto enviar un experto humanitario para analizar las necesidades sobre el terreno en coordinación con la ONU.