Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

La UE expresa su tristeza por el "horrible terremoto" en el sureste de Turquía

El presidente permanente del Consejo de la Unión Europea, Herman Van Rompuy, ha expresado su tristeza por el "horrible" terremoto que este domingo ha dejado numerosas víctimas en el sureste de Turquía.
"Estamos especialmente tristes por el horrible terremoto que acaba de ocurrir en la región turca de Van, en el sureste del país. Estamos junto a las familias de las víctimas y enviamos todo nuestro pésame al pueblo y autoridades turcas por esta catástrofe", ha declarado en una rueda de prensa, al término de una reunión de jefes de Estado y de Gobierno de la UE.
Hasta uno de los hospitales de la localidad de Ercis, en la región de Van, han llegado al menos medio centenar de cadáveres después de que se registrara el fuerte seísmo, según ha informado la agencia de noticias Cihan.
El instituto sismológico estatal turco, el Observatorio Kandilli, ha estimado que el corrimiento podría haber causado entre 500 y 1.000 muertos y ya se ha constatado en derrumbe de decenas de edificios en la región de Van.
El Observatorio Kandilli cifró estimó que el terremoto había sido de 6,6 grados en la escala de Richter, pero posteriormente ha revisado esta cifra y la ha situado en 7,2 grados.
El terremoto ocurrió a las 13.41 horas (12.41 hora peninsular española) en el municipio de Tabanli, en la provincia de Van, y su epicentro se estima que se situó a 20 kilómetros de profundidad, según los datos del Servicio Geológico de Estados Unidos (USGS). En un primero momento, el USGS cifró en 7,6 grados su magnitud, pero este dato ha sido rebajado a 7,2.