Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

La UNRWA se muestra alarmada por el número de menores afectados por la violencia en Cisjordania

La Agencia de la ONU para los Refugiados de Palestina (UNRWA) ha alertado sobre el incremento de la violencia en Cisjordania y especialmente del impacto que tiene en los menores de edad palestinos.
A través de un comunicado, la agencia ha informado de que el año pasado murieron 28 niños palestinos a manos del Ejército israelí y tres por ataques de los colonos israelíes en territorio cisjordano.
El número de menores palestinos detenidos ascendió a 946 en 2015 con respecto a los 695 que hubo en 2014. La mayoría de las detenciones se produjeron porque los menores habían tirado piedras a las autoridades israelíes.
También ha aumentado el uso de gases lacrimógenos. La agencia ha asegurado que en 2015 más de 205 botes de gas lacrimógeno cayeron o fueron lanzados en instalaciones de Naciones Unidas, como por ejemplo algunas escuelas.
La UNRWA ha recordado que las instalaciones la ONU son inviolables y que el uso de gases lacrimógenos debe llevarse a cabo con cuidado, especialmente en zonas densamente pobladas como lo son los campos de refugiados palestinos.
Por otro lado, las operaciones de registro del Ejército israelí en los campamentos de refugiados aumentaron un 289 por ciento con respecto al año 2011.
Además, ha condenado cualquier tipo de violencia, incluida la llevada a cabo por los palestinos, y ha instado a las autoridades políticas a garantizar la moderación y evitar una mayor escalada de la violencia, así como garantizar el cumplimiento de las normas jurídicas internacionales.