Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Un partido austriaco de ultraderecha deberá devolver dinero obtenido ilegalmente a través de personas afines a Telekom

Un tribunal de Viena ha dictaminado que el partido de ultraderecha austriaco, la Alianza para el Futuro de Austria (BZO), deberá devolver casi un millón de euros obtenidos de altos responsables de la compañía de comunicaciones al considerar que se trata de un caso de financiación ilegal.
Además, la corte ha ordenado el ingreso en prisión, con penas de hasta dos años y medio, de un antiguo responsable de un grupo de presión al servicio de la compañía, a dos responsables del partido, y al empleado de una agencia de publicidad.
Sin embargo, el imputado más importante, el ex director adjunto de Telekom Austria, Rudolf Fischer, ha sido absuelto por el tribunal, que considera que autorizó los pagos pero no participó directamente en la trama, según informó la agencia oficial de noticias austríaca. Ningún ejecutivo actual de la compañía ha sido imputado.
Según la Fiscalía, la compañía había declarado 960.000 euros como pagos a informes que en realidad fueron redestinados a través de agencias de publicidad en el año 2006 al partido que en aquél momento estaba liderado por el ahora fallecido Jorg Haider, conocido en la década de los por sus polémicas declaraciones a favor del régimen nazi.